El municipio espera aportes del Gobierno nacional para obras de agua corriente

El arquitecto Pinedo brindó un detalle de lo que se está haciendo en el resto de la ciudad.
Tras la protesta realizada el jueves último por los vecinos del barrio "Los Almendros", Escuela Nº 48 y Centro Renacer, reclamando "al menos un cordón cuneta y mejorado" en sus calles, además de agua corriente y cloacas, el arquitecto Agustín Pinedo, secretario de Obras y Servicios Públicos de la Municipalidad de Junín, dijo que no hubo plan para hacer esas obras en dicho sector de la ciudad.

Verborrágico como siempre, en declaraciones radiales detalló otros trabajos que se están haciendo en el resto de la ciudad y los proyectos que hay para cumplir en un futuro.

"'Los Almendros' es un barrio extraurbano, nunca hubo un plan de cordón cuneta. Creo que hay una confusión, debe haber un pedido de agua corriente, y en ese sentido este barrio, junto con el barrio Güemes, tiene presentado hace dos años, ante un organismo nacional, el PROPASA, un proyecto de agua corriente. Estamos a la espera de un subsidio para llevar adelante esa obra".

Aclaró que en Junín el municipio hizo obras de agua corriente y cloacas, en alrededor de 300 cuadras. "Sin cobrar un solo peso al vecino. Esa es la gran diferencia con gestiones anteriores", dijo.

El funcionario manifestó que los vecinos de dicho barrio no estaban en condiciones de contribuir para la obra, por lo tanto se pidió apoyo al Gobierno nacional, que desde el Municipio esperan se concrete después de este período electoral.

¿Barrios olvidados?

Respecto a los barrios "olvidados" que aducen algunos vecinos, Pinedo respondió: "Yo no creo que haya en Junín algún barrio olvidado, pasa que las obras hay que planificarlas, no se hacen 'a tontas y a locas´".

"Tenemos una planificación elaborada con el intendente en el 2004, hemos hecho un estudio y evaluado todo hasta el 2015. Nosotros elaboramos política de Estado, no hacemos cosas puntuales porque hay alguien que plantea en un lugar algún problema y hay que salir 'como los bomberos'. Las cosas se van haciendo planificadamente", aseguró.

Hasta el 2015

Para Pinedo, de seguir este plan elaborado, que llega hasta cuatro años después de terminada la gestión de Meoni en 2011, en Junín no va a quedar ninguna calle sin su cordón cuneta y su base estabilizada.

"A fines del 2011 van a quedar por hacer 350 cuadras -explicó-. En seis años hemos hecho 460 cuadras, entonces es muy probable que si 'alguien sigue' el plan en todas las áreas, no solamente en esta, esté totalmente cubierto el tema del cordón cuneta".

Agua corriente

"El 98,5 por ciento de la población está servida con agua corriente y hay 35.000 conexiones", aseguró Pi-nedo.

Recordó que se ejecutaron 300 cuadras de agua corriente y si se hacían 100 más, además del trabajo en los barrios Los Almendros y Güemes se habría terminado el problema, "salvo algunas casas aisladas a las que es muy oneroso llevar el agua corriente, o a las casas quintas que tienen su propia perforación".

Para el funcionario, algunos hablan con un "gran desconocimiento".

Comentá la nota