Una municipalidad, sede de cooperativas

La denunciada de quitarle la tarjeta a una beneficiaria presidiría un grupo domiciliado en la intendencia bandeña.
La tercera de las cinco páginas del informe sobre las cooperativas inscriptas en el programa "Argentina Trabaja", que envió el interventor del Instituto Provincial de Acción Cooperativa y Mutual (Ipacym), Regino Racedo a la Justicia Federal, arrojó sorpresas. Amelia Herrera preside, supuestamente, una de dichas cooperativas.

La dirigente, de 77 años, se encuentra detenida desde el 8 del corriente debido a la denuncia formulada por Verónica Pedernera, quien acusó a la puntera de quitarle la tarjeta de débito con la que debería percibir su remuneración mensual, tal como prevé el plan. Junto con Herrera, están imputados Manuel Quiroga y Guillermo Quiroga, dos punteros de Banda del Río Salí.

Desde hace más de una década, los hermanos Quiroga dirigen un grupo que se denomina "Asambleas Barriales". Curiosamente, la cooperativa que preside Herrera -siempre de acuerdo con la documentación aportada por Racedo- se llama "Asambleas". Esta ha consignado su domicilio en avenida San Martín 378. Llamativamente, un renglón más abajo, figura otra cooperativa denominada "Independencia de Banda del Río Salí", con la misma dirección que aquella cuya presidenta es Herrera.

LA GACETA concurrió hasta el lugar para verificar cómo trabaja la cooperativa pero, en vez de encontrar una -o dos- asociaciones en plena tarea, se dio con que en avenida San Martín 378 funciona el edificio de la Municipalidad de Banda del Río Salí, cuyo intendente es el oficialista Zacarías Khoder.

Precisamente, el 12 de enero, luego de haberse reunido con el gobernador, José Alperovich, y con el ministro del Interior, Osvaldo Jaldo, Khoder se había manifestado sumamente reticente a dialogar con este diario tras la detención de Herrera y de los hermanos Quiroga. "Después voy a hablar; ahora no. En esta semana te digo. Después voy a hacer unas buenas declaraciones, ahora no, ahora no. Ya aclaré algunas cosas: quedate tranquilo que sí vamos a hacer declaraciones, pero no hoy, hoy no".

A pesar de la insistencia, LA GACETA ayer no pudo hablar con Khoder, pero sí con el jefe de prensa y ceremonial de la Municipalidad, Pablo Leguizamón, quien explicó que la coincidencia en los domicilios responde a situaciones legales, previstas con anterioridad por el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (Inaes), el órgano encargado de fiscalizar el funcionamiento del programa nacional. "En el estatuto de las cooperativas dice que cada una de las asociaciones, en primer lugar, puede llevar el domicilio de la oficina en donde se armaron las cooperativas y, en este caso, es la oficina que prestó el municipio", expresó.

Según el funcionario, el hecho de que haya dos cooperativas con el mismo domicilio no implica que el municipio tenga una relación directa con alguna de ellas.

En el sitio web del Inaes (www.inaes.gob.ar) se publicaron recomendaciones para conformar una cooperativa. Entre otras, el punto 2.2.2 se refiere al domicilio de la asociación. "Con la finalidad de no tener complicaciones posteriores con la AFIP, se recomienda que se fije en primera instancia el domicilio del municipio. Esto también suele favorecer el tratamiento para el caso de los impuestos provinciales y municipales, como por ejemplo los relativos a los Ingresos brutos o rentas, ya que estas cooperativas podrían estar exceptuadas de su tributación", sugiere el Inaes. En este sentido, cabe aclarar que, de las 250 cooperativas anotadas en Tucumán, sólo las dos antes mencionadas registraron su domicilio en el de una municipalidad.

En relación con el hecho de que Herrera figura como presidenta de la cooperativa "Asambleas", Leguizamón desmintió que sea ella quien la dirija. "En los papeles que nos mandó el Ipacym, y en las entregas que se hicieron en el complejo Gustavo López, figura Hugo Marino Pérez como presidente de dicha cooperativa", aseveró.

Comentá la nota