La Municipalidad está fumigando desde la periferia hacia el centro

La inquietud causada por el brote epidemiológico del dengue puso en intensa acción al área de Bromatología del municipio, que las acciones desplegadas y que continuarán la próxima semana, intenta fumigar todo el distrito para matar los mosquitos adultos.
El director de Bromatología, Guillermo Marsetti, afirmó que "estamos haciendo una intensa fumigación desde la periferia de la ciudad hacia el centro. Empezamos por los barrios periféricos, aunque nos falten algunos muy pocos, y llegamos hasta el centro, en horarios en que haya escaso movimiento de gente".

"La intención es mitigar la posibilidad de la presencia del mosquito adulto", explicó.

Asimismo, detalló que "esta tarea la realizamos durante todos los días de esta semana, que continuaremos hoy sábado y los demás días de la próxima semana, para cubrir todo lo concerniente a la planta urbana de Junín".

"Además, tenemos que agregar que fumigamos antes y después de Semana Santa el Balneario Laguna de Gómez y el camino de acceso, dos veces el relleno sanitario, algunos pueblos como Morse y Saforcada y se está terminando de acondicionar una máquina de fumigación algo vieja que complementará el trabajo con la nueva para seguir haciendo la fumigación de todos los pueblos y delegaciones del partido", agregó.

Prevención

Por otra parte, Marsetti consideró que "esta tarea de fumigación es una de las herramientas que tenemos para combatir la presencia del mosquito adulto. Además, en otros lugares donde no se pueden dar vuelta los recipientes que colectan agua, estamos colocando herbicidas para tratar de cortar el ciclo biológico del mosquito y evitar que eclosionen para que se transformen en adultos".

"El municipio compró dos máquinas nuevas para fumigación manual en los domicilios que lo necesiten, y una de las máquinas que ya había pasó al equipo de Tareas Varias que está trabajando a la par nuestra, recolectando chatarra de las casas y elementos en desuso, lugares que luego se fumigan porque pueden ser futuros criaderos de mosquitos", sostuvo.

En este aspecto, el director de Bromatología dijo que "estamos relativamente tranquilos porque estamos haciendo el trabajo a conciencia. Nuestra preocupación es la de todos, y tal vez no nos vieron en algunos sitios, pero pasamos temprano seguramente, pero recalcando que cubriremos toda la ciudad".

Acerca de las tareas preventivas, Marsetti mencionó que "hemos hecho más de 6000 volantes para repartir en las escuelas, para que se trabaje en estas instituciones que son un factor multiplicador".

"Ahora, si bien el Estado debe llevar adelante estas acciones, se necesita de la colaboración de los vecinos", señaló.

Comentá la nota