La municipalidad declaró la "emergencia del sistema hídrico y vial de la ciudad"

El Departamento Ejecutivo, mediante Decreto 2324/2009, estableció "la emergencia del sistema hídrico y vial de la ciudad de Gualeguaychú, afectados por las copiosas lluvias ocurridas entre los días 12 y 26 de diciembre del corriente año".
La norma, rubricada por el intendente, Juan José Bahillo y el Secretario de Gobierno, Germán Grané, faculta además "a la Secretaría de Servicios Públicos y Obras Públicas a implementar las medidas necesarias tendientes a paliar la situación de emergencia hídrica y vial", que forman parte de los considerandos, "afectando a la emergencia a la totalidad del personal de dicha Secretaría y al equipamiento vial Municipal".

En tanto, en su artículo 3º se faculta "a la Dirección de Asuntos Legales a realizar las presentaciones administrativas y judiciales que sean necesarias, a fin de posibilitar el ingreso de personal y equipamiento Municipal a los distintos inmuebles privados que se encuentren en la traza de los desagües pluviales, para realizar los trabajos de limpieza y saneamiento que resulten necesarios".

El Decreto da cuenta en los considerandos, de los "problemas suscitados en los sistemas de desagües pluviales y la trama vial a raíz de las intensas lluvias ocurridas en el mes de diciembre de 2009", que los "450 mm. han provocado el colapso de los sistemas de desagües pluviales y la red vial de tierra y ripio en toda la ciudad, con el consiguiente anegamiento de los sumideros con lodo y ramas, ocasionando serios inconvenientes a numerosos vecinos de la ciudad".

Considera que "este fenómeno meteorológico inusual, que puede caracterizarse como un ‘caso fortuito’ por su condición de extraordinario, imprevisible e inevitable en los términos del art. 514 del Código Civil, determinó la saturación de los drenajes existentes y el colapso de los sistemas de escurrimiento pluvial con las indeseadas consecuencias que ello acarrea". En tanto avizora más lluvias durante toda la etapa estival dada la presencia del "fenómeno conocido como ‘la corriente del niño".

Además indica que "se torna indispensable abocarse en forma urgente a reestablecer el normal funcionamiento de los principales sistemas de desagües Pluviales de la CUENCA NOR-NORESTE, (calles Juan B. Justo, Bvard. Montana, y Clavarino) y CUENCA SUR-SUROESTE (Urquiza al Oeste, desembocadura al desagüe natural conocido como Cañada de Gómez, altura Parada 5, hasta su desembocadura en el Arroyo del Cura por resultar los más afectados por los fenómenos descriptos, sin perjuicio de continuar con los trabajos de conservación de los desagües secundarios de las cuencas".

"Asimismo, corresponde restablecer la red vial de calles de tierra y ripio que han sido socavadas por la violencia del escurrimiento producto de las fuertes lluvias, destinando a tales tareas al personal de las distintas secciones de la Secretaría de Servicios Públicos y Obras Públicas, y al equipamiento vial municipal", se acota en el Decreto.

Comentá la nota