Municipales esperan una nueva oferta para levantar el paro

El gremio decidió parar por tiempo indeterminado porque no le satisfizo la propuesta salarial.
Tras resolver en asamblea llevar a cabo un paro por tiempo indeterminado, los trabajadores municipales esperan ahora una nueva propuesta del gobierno local cuando se vuelvan a reunir hoy con los funcionarios municipales en la Delegación Río Cuarto de la Secretaría de Trabajo de Córdoba.

Los municipales le reclaman a la administración municipal que les abone una suba de $ 200. Sin embargo, ayer subieron la apuesta a $ 1.000.

Como la propuesta salarial no conformó, el Sindicato de Trabajadores Municipales, liderado por Walter Carranza, decidió hacer un paro por tiempo indeterminado con presencia en los lugares de trabajo.

Frente a esto, el secretario de Gobierno, Carlos Ordóñez, le pidió a la delegada local Marcela Santini mediar en el conflicto.

En un clima tenso, la mediación se inició en la tarde de ayer y continuará hoy a las 11, luego de acordar un cuarto intermedio.

Carranza pidió que esta vez esté presente el intendente Juan Jure. Por su parte, Ordóñez dijo que el gremio municipal garantizará las guardias mínimas durante el fin de semana.

"Hemos pedido la mediación de la Secretaría de Trabajo, porque queremos que se garantice el control de los boliches, la calidad de los alimentos, el control del tránsito y el funcionamiento del cementerio", dijo ayer el funcionario.

Y agregó: "Tras esta audiencia, el gremio se comprometió a hacerlo. Mañana (por hoy) nos volveremos a reunir".

-¿Mejorarán la propuesta salarial?-, preguntó PUNTAL.

-Lo vamos a analizar. No le puedo adelantar nada más.

Ordóñez señaló que "no negamos el incremento de 200 pesos que se reclama" y agregó: "Lo que sucede es que no coincidimos en cómo hacerlo efectivo".

Sin embargo, el funcionario dijo que "es inviable" pagar una suba de $ 1.000, tal como se quiere ahora.

"Los niveles de conflictividad están en todas partes. No sólo en la ciudad, sino también en la Nación y la Provincia. Por caso, tenemos la medida de fuerza que se cumple en el Nuevo Hospital", señaló.

Consultado acerca de por qué cree que se implementó un paro, Ordóñez fue categórico: "No descarto una interna gremial con Ate".

Por su parte, el gremialista Carranza dijo ayer que "la Municipalidad no está siendo flexible" en el marco de este conflicto municipal.

Y añadió: "El aumento de 200 pesos está rubricado. Pero pasó octubre y ahora estamos en noviembre y no hay nada".

-¿Garantizarán guardias mínimas este fin de semana?-, preguntó PUNTAL.

-Nosotros siempre garantizamos las guardias mínimas.

Carranza señaló que "no es una barbaridad" tirar tierra en la explanada de la Municipalidad y puso como ejemplo a Gamsur cuando sus trabajadores arrojaron basura durante una protesta.

"Ellos, con esa medida, consiguieron lo que querían", afirmó.

Carranza también dijo que para hoy se requiere de la presencia del intendente. Hasta el momento, la negociación se llevó a cabo con el secretario Ordóñez.

Además negó que el paro dispuesto en asamblea se haya adoptado por la presión que sobre ellos ejerce Ate.

"Nosotros queremos que nos paguen 200 pesos en noviembre y después 100 en los meses sucesivos hasta llegar a 1.000", detalló.

El abogado del gremio, Marcelo Bressán, confirmó ayer que se pasó a un cuarto intermedio para hoy a las 11 en la Delegación Río Cuarto de la Secretaría de Trabajo de Córdoba.

En ese sentido, la delegada Santini expresó ayer que "están dadas las condiciones para destrabar el conflicto y llegar a un acuerdo".

En tanto, la oposición criticó duramente a Jure. "Que el intendente diga que la Municipalidad está mal", reclamó el edil Ricardo Rojas mientras que su par Eduardo Scoppa señaló: "Los riocuartenses están pagando los gastos excesivos que tiene el gobierno".

Finalmente, el oficialista Gustavo Segre dijo que el Ejecutivo no está cerrado al diálogo.

Comentá la nota