Los municipales de Concepción del Uruguay consideran una burla la oferta salarial de la comuna.

El intendente de Concepción del Uruguay, Marcelo Bisogni, presentó ayer miercoles una oferta de recomposición salarial a los trabajadores municipales, quienes la calificaron como “una burla”.
Así lo informó el secretario general del Sindicato de Obreros y Empleados Municipales de esa localidad, Mario Barberán, en tanto aseguró que en ese punto “las negociaciones están en un cuello de botella”. El sindicalista sostuvo también que “el ánimo de los empleados es de mucha bronca” porque “esperaban otra oferta”, y acusó a las autoridades comunales de “no estar a la altura de las circunstancias” . Igualmente, afirmó que la semana próxima concurrirán a otro encuentro para intentar solucionar el conflicto.

Barberán recordó que el reclamo de los trabajadores contiene 22 puntos, de los cuales “21 son aceptados por el Gobierno”. Según dijo, estos ítems se refieren a “cuestiones de forma, como el ascenso, la entrega de ropa de trabajo, cuestiones de seguridad laboral”, cuyo cumplimiento significa “estar al día con el empleado”.

Sin embargo, señaló: “Respecto al reclamo salarial estamos muy lejos”, en referencia a la propuesta presentada por la Municipalidad. Barberán relató que “en principio” las autoridades comunales “ofrecían 25 pesos de blanqueo por cuatro meses, hasta llegar a los 100 pesos. O sea, una burla”, se quejó. “Cuando nos empezamos a enojar, ofrecieron los 100 pesos juntos a partir de marzo”, comentó además.

“Las charlas están en un embudo, en un cuello de botella”, señaló. Es que los empleados municipales pretenden “como mínimo 300 pesos de blanqueo salarial”, y que sea “retroactivo a enero”. En cambio, Bisogni ofreció “100 pesos y desde marzo”.

“El ánimo de los empleados es de mucha bronca, porque esperaban otra propuesta”, explicó el gremialista, quien acotó que “la negociación está muy complicada”. También dijo que las autoridades “una vez más demostraron que no están a la altura de las circunstancias”.

De todos modos, Barberán aseguró que van a “favorecer el diálogo”, por lo que anunció que concurrirán a una nueva audiencia que se llevará a cabo la semana que viene, sin fecha confirmada. Allí esperan recibir una nueva propuesta. “Les dijimos que tienen que revisar los números, porque (con esta oferta) la inversión sería ínfima y no soluciona absolutamente nada”.

“La semana que viene es el último plazo, porque la gente está cansada”, remarcó Barberán, quien indicó que de no llegar allí a un acuerdo “cada una de las partes hará lo que tenga que hacer”.

Por último, en declaraciones, no descartó que retomen las medidas de fuerza “si la cosa no mejora”.

Comentá la nota