ONG Mundo Sano ofreció instalar en Charata una oficina de control de vectores

CHARATA (Agencia) - La Fundación Mundo Sano, una organización no gubernamental con sede en la provincia de Buenos Aires, ofreció al Comité de Crisis de Charata instalar en esta ciudad una oficina de control de vectores. Es una medida fundamental para reunir información sobre el estado de situación de la localidad en meses previos a la primavera, una estación donde podrían volver a nacer los mosquitos transmisores del dengue.
Durante la última reunión del Comité de Crisis, uno de los temas centrales giró en torno a la necesidad de establecer lazos con organismos privados o públicos, a fin de mejorar y hacer más eficiente la prevención y lucha contra el dengue.

Por eso, los primeros contactos fueron con la ONG Fundación Mundo Sano y con UNICEF; también con el subsecretario de Emergencias del Gobierno de la ciudad Autónoma de Buenos Aires y con el Jefe de Control de Vectores del Hospital de Vicente López, de Buenos Aires.

"Desde la Fundación Mundo Sano nos ofrecieron establecer en Charata una oficina para control de vectores", anunció el ingeniero Silvio Monteleone, integrante del Comité de Crisis, quien ponderó los contactos establecidos con dicha fundación y con UNICEF por la ingeniera Silvia Sánchez.

Así, reveló que desde la municipalidad local fue cursada una carta de invitación a autoridades de Mundo Sano para que visiten Charata. "Si el Consejo de Administración de la fundación acepta, la delegación llegará presidida por el doctor Héctor Coto, director ejecutivo de la organización", adelantó Monteleone. Al respecto, explicó que los integrantes de ese grupo que arribaría a Charata sólo requieren el pago de los gastos de estadía en la ciudad, durante los tres días que durará su misión.

Dejó claro el ingeniero Monteleone que la iniciativa no pretende "entorpecer" las acciones que inicie el gobierno provincial a través del Ministerio de Salud Pública. Se trata simplemente- de aprovechar el ofrecimiento y retomar una tarea fundamental para impedir que se produzca un rebrote del vector transmisor de la enfermedad.

La Fundación Mundo Sano es una institución sin fines de lucro dedicada a la investigación de enfermedades transmisibles como el chagas, el dengue y el hantavirus. Desde su nacimiento, en 1993, desarrolla y gestiona modelos de intervención basados en transferir tecnología a las comunidades afectadas, con el objetivo de fusionar la labor científica con la demanda de las áreas endémicas socialmente más vulnerables.

Requerimientos y trabajo

La primera etapa del trabajo de la fundación consistirá en colocar 50 ovitrampas en distintos puntos estratégicos de la ciudad. Para hacer ese trabajo, los expertos requerirán el apoyo del municipio, para que les provea un mapa de catastro y alguna versión digital. Como parte de la misión también los profesionales capacitarán a dos personas para el control semanal de las ovitrampas.

Ese estudio, cuyos resultados semanales deberán ser enviados a Buenos Aires, permitirá determinar la cantidad de mosquitos Aedes Aegypti que existe en Charata y cuáles son las zonas más críticas que necesitarán un control focal más intenso.

También para realizar su trabajo en la ciudad, la fundación solicitó un lugar para establecer una sala de situación que el municipio debería poner a disposición del staff de profesionales. Y también un interlocutor para que actúe como nexo entre las autoridades comunales y los expertos de la fundación.

En una segunda etapa del trabajo, se analizaría la posibilidad de efectuar visitas domiciliarias a los lugares críticos donde se detecten larvas del mosquito transmisor.

Comentá la nota