Multiples reclamos de moradores del barrio Las Ranas de Acha

“Año nuevo, vida nueva, pero problemas viejos”, dijo en diálogo con LA ARENA la presidenta de la Comisión Vecinal del barrio Las Ranas, Adriana Domínguez, en un balance de la gestión. El sector resultó mejorado con 74 cuadras de pavimento, limpieza de desagües y nuevo equipamiento de la estación de bombeo de cloacas.
Pero a criterio de la dirigente, detrás de esa “carta de presentación”, el barrio continúa relegado. Antes, los problemas se acentuaban por las inundaciones, deterioro de las calles y con cierta frecuencia se producían emanaciones de las redes cloacales. Con el asfalto se corrigieron algunos, pero persisten otros, sobre los cuales la comisión puso al tanto y requirió soluciones a las autoridades municipales.

Nada.

“Estamos cerca de un año (del nuevo asfalto), pero aquí no ha cambiado nada. Pasamos notas y nos hemos reunido con las autoridades”. Domínguez dijo que los reclamos tienden a obtener servicios de barrido, limpieza de desagües. Insistió que al no hacerlo, la comuna provocaría nuevas dificultades en caso de obstruirse los canales subterráneos.

Aunque aclaró que con una lluvia copiosa de 30 milímetros el agua escurrió normalmente, muy cerca de las bocas de tormenta quedó una abundante cantidad de sedimentos -tierra y piedras- que todavía no han sido retirados por los servicios municipales.

Domínguez comentó que todavía no recibieron ni una señal de respuesta a un petitorio formulado a la intendenta, María Elena García, en noviembre. Pidieron que se incorpore –tal cual corresponde– el servicio de barrido de calles. Además, los frentistas reclaman por un ordenamiento del tránsito en todas las calles de Las Ranas. Simultáneamente, hicieron el pedido para que se restrinja la circulación de camiones y vehículos de carga. Al respecto, dijo haber sido testigo del paso de un camión con carga pesada, que arruinó parte del pavimento, cuya culminación data del año pasado. También concretaron ante la Dirección de Tránsito el pedido para la correcta señalización de las calles y que exija la circulación de vehículos en forma ordenada.

Nauseabundo.

Otro de los inconvenientes reclamado en forma individual es el del servicio de cloacas. El Ente Municipal de Sanidad Ambiental (Emsaga), mejoró en equipamiento pero los contribuyentes afirman que “sobre todo a la mañana y a la tardecita”, suele ponerse intolerable el área circundante al bulevar Maipú, cuando se producen emanaciones nauseabundas de los líquidos.

Comentá la nota