Moyano logró retomar el control de fondos para las obras sociales

Moyano logró retomar el control de fondos para las obras sociales
Consiguió que desplazaran a un funcionario designado 48 horas antes por el ministro de Salud y que reemplazó a un hombre de su confianza. Se trata de un área clave porque maneja un presupuesto anual de más de 900 millones de pesos.
Mario Koltan, el contador que el Ministro de Salud, Juan Manzur, puso en reemplazo de un hombre de Hugo Moyano al frente del organismo encargado de distribuir los fondos que van a las obras sociales, duró apenas 48 horas en su cargo.

En lo que fue un contundente "contragolpe", Moyano logró que el martes por la noche Koltan presentara la renuncia. De inmediato le fue aceptada y la Resolución número 1 del Ministerio de Salud aceptando la renuncia del recién nombrado Gerente General de la APE fue publicada ayer en el Boletín Oficial.

Todas las versiones coinciden en que Moyano amenazó con re-acordar con Eduardo Duhalde si el Gobierno le recortaba los espacios de poder conquistados al amparo de su alianza con Néstor Kirchner. Por eso no fue casual que el martes, durante un reportaje radial, Moyano elogiara públicamente a Duhalde.

Una de las áreas más preciadas es la APE (Administración de Programas Especiales) que este año maneja un presupuesto de 938 millones de pesos.

Según distintas fuentes sindicales, el lunes, ya como gerente general, Koltan reunió a la "línea" de la APE, insinuó cambios en la gerencia administrativa y de legales, y en la forma de distribuir los fondos y pidió que le acercaran algunos expedientes. Al mismo tiempo, conversó por teléfono con Moyano y con el mercantil Armando Cavalieri.

Enterado de los primeros pasos del nuevo gerente general, Moyano se habría comunicado con el ministro de Planificación, Julio De Vido, advirtiéndole que no iban a aceptar que Koltan desembarcara en la APE.

Además, Moyano sacó a relucir los antecedentes de Koltan, como socio de una empresa de medicina privada. "Es incompatible con la gerencia de la APE", advirtió Moyano. "No pasó el análisis de sangre", graficó un dirigente sindical. Lo cierto es que no hubo ninguna explicación oficial sobre su renuncia.

Koltan -un hombre cercano al gobernador de Tucumán, José Alperovich- fue presidente de la Caja Popular de Ahorros de esa provincia y, antes, interventor de Subsidio de Salud, la obra social de la provincia para los empleados públicos. Tiempo atrás, había tenido una empresa prestadora médica del PAMI.

Anoche, Koltan todavía no salía de su asombro por su fugaz paso por la APE. "Debo ser uno de los funcionarios más cortos de los últimos tiempos", se autocalificó.

El líder de la CGT también le habría dicho a De Vido que, tras la renuncia de Graciela Ocaña, se había acordado que Manzur podía reorganizar el Ministerio de Salud, pero sin tocar la Superintendencia de Salud, de la que depende la APE. "Manzur se pasó de la raya", aseguran los moyanistas.

El martes, Moyano logró colocar al abogado laboralista Mariano Recalde, hijo del jefe de asesores de la CGT, al frente de Aerolíneas Argentinas y, al mismo tiempo, desplazar a Koltan. Y avanzó en el cierre de la paritaria de camioneros.

En la Casa Rosada admitían ayer que en la nueva etapa, tras el cambio de gabinete, el Gobierno sigue necesitando de la alianza con Moyano, una conducción que, con su estilo propio, fue encauzando la conflictividad laboral, y las propias paritarias.

Ayer, mientras Hugo Sola, el gerente de prestaciones a cargo de la gerencia general de la APE, retomó el timón, volvió a recruceder la "interna" sindical por el destino de ese organismo.

Las distintas alas sindicales opositoras a Moyano no salían de su asombro por la rapidez y contundencia del contragolpe moyanista. Pero rápidamente volvieron a tejer alianzas para ver si podían encumbrar al menos a un hombre "neutral" en la APE.

También los moyanistas convocaron a una reunión cumbre en la sede del SOMU, en Constitución, para debatir la estrategia que van a plantear en esta "nueva etapa" sindical que se abre.

Los principales reclamos sindicales son la convocatoria del Consejo del Salario Mínimo, elevar las asignaciones familiares y el seguro de desempleo y actualizar el mínimo no imponible del impuesto a las Ganancias. "Con esas banderas nos reposicionamos como la conducción de todos los sindicatos", festejaban anoche los moyanistas

Comentá la nota