Moron Arranca la edificación del nuevo hospital Cristina y Scioli despidieron a Sabbatella con el anuncio de obras

Nación invertirá 193 millones de pesos en la refuncionalización edilicia y operativa del centro asistencial, que dará inicio en diciembre. Los mandatarios coincidieron en remarcar su buena convivencia democrática a pesar de la diferencia partidaria.
Luego, la Presidenta compartió un encuentro en Haedo con el justicialista Juan Zabaleta y con jubilados.

La Presidenta Cristina Fernández de Kirchner y el gobernador de la Provincia Daniel Scioli posibilitaron que el intendente de Morón y electo diputado nacional, Martín Sabbatella, cumpla sobre el fin de su gestión con uno de sus mayores anhelos, la refuncionalización edilicia y operativa del hospital, que demandará una inversión de 193 millones de pesos.

Cabe destacar que la remodelación, que comenzará en diciembre, dividirá al hospital en cuatro bloques que comprenderán servicios de internación, terapia intensiva, centros quirúrgicos y obstétricos, guardia, emergencia, laboratorio y consultas externas. Según señalaron, "la obra apunta a generar un ámbito de bienestar, accesibilidad y comodidad".

Los funcionarios, junto con el ministro de Salud de la Nación, Juan Manzur, y el próximo jefe comunal, Lucas Ghi, entre otras autoridades, personal del nosocomio y público en general, colocaron el miércoles 25 de noviembre la piedra fundamental del mayor centro asistencial del Sistema Único Municipal.

El acto tuvo lugar en una carpa instalada para las jornadas por el centenario de dicho hospital. Además del clima, hubo numerosos gestos cálidos entre los oradores. Una mandataria distendida dijo, "estar sentada entre Daniel Scioli y Martín Sabbatella me parece un ejercicio de convivencia democrática que otros tratan de ocultar y decirnos que vivimos en un estado de crispación. Seguramente tenemos distintos puntos de vista en muchas cosas, pero somos profundamente democráticos, creemos en la voluntad popular, en el progreso social".

Por su parte, el anfitrión mencionó que "estamos convencidos de que la comunidad aplaude que se edifiquen relaciones institucionales maduras y fructíferas por encima de las distintas pertenencias político partidarias", y aclaró, "las diferencias que tenemos no fueron, no son ni serán obstáculos para que podamos compartir esfuerzos en el camino de encontrar las respuestas que la sociedad merece, en un país en el que muchas veces se soslayan coincidencias y se exageran los contrastes sin medir las consecuencias que eso tiene para la democracia".

ENTRE OBRAS Y DESPEDIDAS

Cristina Fernández hasta se permitió algunas humoradas, como cuando confundió la cifra de la inversión que remató con "mañana La Nación me va a matar", o cuando señaló que tiene bastante más dinero que sus padres. También realizó anuncios en materia de salud pública, como por ejemplo las 8 millones de vacunas contra la gripe A que habrá antes que comience el invierno y la firma ese mismo día con laboratorios de una canasta con 500 medicamentos con una reducción del 30%.

Con tono más político remarcó: "Cuando uno está en la presidencia de la Nación, luchar por la igualdad de oportunidades muchas veces significa afectar poderosos intereses, es mentira que se pueda lograr sin afectar intereses; los que dicen eso lo hacen para ganar elecciones y después hacen cualquier cosa cuando llegan al gobierno".

A su turno, el gobernador enumeró otros hospitales en marcha en La Matanza, Ituzaingó, Almirante Brown y Escobar. Y puntualmente sobre el distrito destacó las obras como el aliviador Quintana, el zanjón Martínez y la extensión de cloacas y agua corriente.

Y la frutilla del postre. "Martín debés sentir que no pudiste haber tenido mejor despedida, con el reconocimiento de tu comunidad, de esta obra que estaba en tu corazón darle un reimpulso. También quiero decirte que, como te venía prometiendo, finalmente la Legislatura va a tratar el traslado del estadio de Morón".

Sabbatella, quien leyó el que representó su último discurso como intendente ante la Presidenta, y que varias veces fue interrumpido por aplausos, recordó que el nosocomio fue "botín de ambiciones personales", y cargó contra las gestiones anteriores y Mauricio Macri. "Hace un poco más de una década, un intendente quiso desmantelar este hospital y empujar la salud de la población a su universo de habituales negociados y malversaciones. Rousselot se hizo famoso por la sospecha de estafa vinculada a las cloacas, que protagonizó junto al actual jefe de Gobierno de Buenos Aires, ahora más afecto a las escuchas telefónicas".

CADA UNO POR SU LADO

Después del acto, tanto la jefa de Estado como el legislador electo tenían otros compromisos en el distrito. Cristina Fernández partió hacia el Club Social y Deportivo Bernardino Rivadavia, donde la esperaban casi mil jubilados; y Sabbatella encabezó una marcha por las calles de Morón junto con Soledad Silveyra, en el Día de la No Violencia hacia las Mujeres.

En Haedo, Cristina y Scioli se encontraron con la mística justicialista y con el ministro de Economía, Amado Boudou, el director ejecutivo de ANSES, Diego Bossio, el intendente de La Matanza, Fernando Espinoza, y el subsecretario de relaciones institucionales de Economía, el local Juan Zabaleta. Ese fue el ámbito elegido para el anuncio del extra de fin de año para los adultos mayores, que será de 350 pesos para quienes cobran la jubilación mínima.

En otro punto geográfico, bajo una leve llovizna, marcharon el intendente y la actriz de la novela Vidas Robadas, cuyo eje central fue el secuestro y tráfico de personas para la explotación sexual. Cabe recordar que la Comuna creó en septiembre el Foro Local de la Red Alto al Tráfico y la Trata de Personas (RATT), convirtiéndose en el primer municipio del conurbano que conformó dicho espacio, integrado junto con organizaciones sociales.

Comentá la nota