Con la moratoria, el municipio de la capital quiere recuperar $ 20 millones

Unos 25.000 contribuyentes tienen la oportunidad de ponerse al día, aprovechando la condonación total de multas. La Municipalidad apela a un plan de facilidades para captar el crédito fiscal. Sistema especial para la repatriación de capitales
Los servicios y obras públicas no pueden ser sostenidos exclusivamente por quienes habitualmente cumplen con sus obligaciones tributarias. No obstante, en un período de crisis, la Municipalidad de esta ciudad entiende que cabe el argumento de dar la posibilidad para que más de 25.000 contribuyentes se pongan al día con las tasas a través de una moratoria. Ese es el espíritu del Régimen de Regularización Tributaria Municipal que fue lanzado por el intendente Domingo Amaya y que está en estudio del Concejo Deliberante.

A través de la moratoria, la Municipalidad intentará captar $ 20 millones de ingresos extraordinarios que corresponden a la deuda que se les reclama a los morosos de las distintas tasas. La cifra es superior en $ 6 millones a una recaudación promedio mensual.

Además de obtener ingresos genuinos, con la moratoria se intenta mejorar la información que cuenta la Dirección de Ingresos Municipales y estimular la incorporación espontánea de contribuyentes en el caso de los impuestos declarativos, según la exposición de motivos formulada por el presidente del Concejo Deliberante a cargo de la intendencia, Ramón Cano, al momento de elevar al cuerpo el proyecto de ordenanza. Para el miércoles está prevista la visita de funcionarios de Hacienda al Concejo a fin de que detallen los alcances del Régimen de Regularización Tributaria. Amaya confía en que los ediles sancionarán la ordenanza en las próximas dos semanas para que la moratoria entre en vigencia antes de finalizar el mes.

Características

El régimen especial abarcará las deudas por contribuciones y tasas municipales, registradas al 31 de diciembre pasado. Al igual que sucede con la moratoria de la Dirección General de Rentas, también se incorporarán al régimen las obligaciones en proceso de determinación administrativa o en trámite judicial de cobro; las incluidas en proceso de concurso preventivo o quiebra con continuidad en la explotación; las provenientes de tributos no retenidos o no percibidos.

La iniciativa oficial contempla que la moratoria se extenderá por 180 días, divididos en dos períodos iguales. La mayor parte de los beneficios se observarán en la primera etapa del programa.

A diferencia de la de Rentas, la moratoria municipal establece la condonación total de intereses y de multas si el contribuyente abona de contado la deuda en los primeros 90 días de vigencia del plan.

Entre las ventajas enumeradas en el proyecto de ordenanza, al que accedió LA GACETA, se destacan las siguientes:

• Inclusión de tributos, sanciones y obligaciones generadas por percepciones y retenciones no ingresadas en tiempo y forma.

• Condonación de intereses y multas que no estén firmes administrativamente.

• Posibilidad de regularizar deudas en ejecución fiscal.

• Planes de pago hasta 12 meses sin interés por financiación.

• El mecanismo diseñado permitirá en forma simultánea: reducir los gastos que la administración municipal debe realizar en relación al recupero del crédito y disminuir la conflictividad en la relación fisco-contribuyente.

La normativa municipal es concordante con las medidas dispuestas a nivel nacional para la exteriorización de capitales. Por esa razón, no se computará como base imponible del Tributo de Emergencia Municipal (TEM) la exteriorización de divisas.

Detalles del plan

1 - Vigencia: la moratoria municipal regirá durante 180 días desde el momento en que se reglamente el proyecto de ley que está en el Concejo.

2 - Deudas: ingresarán al plan la totalidad de las deudas cuyo vencimientos hubieran operado hasta el 31 de diciembre del año pasado.

3 - Alcances: se podrán pagar deudas del CISI, TEM, Tacis, Cementerios, Alumbrado, Pacis, servicios diversos, entre otras tasas y contribuciones.

4 - Pagos: la deuda podrá ser cancelada de contado, con condonación de multas y de intereses, o financiado en en 12 meses (sin intereses) o más plazo.

5 - Beneficios: condonación total de multas e intereses en los primeros 90 días de vigencia del Régimen de Regularización Tributaria Municipal.

6 - Efectos: suspensión de las ejecuciones fiscales en curso cualquiera sea la etapa del proceso en que se encuentre, siempre que no existiera sentencia firme.

7 - Cuotas: el pago mínimo para el caso de CISI y de Cisca será de $ 30; para Pacis, Tacis, TEM y otros tributos fue establecido en $ 50 mensuales.

8 - Caducidad: Se dará para el caso del contribuyente que registre impagas tres cuotas consecutivas o alternadas de la modalidad de pago elegida.

9 - Sin intimación: si hay incumplimientos del plan, se perderán todos los beneficios y el municipio podrá iniciar acciones judiciales sin trámite previo.

Comentá la nota