Morales: el PJ, debe dejar la interna por el poder y ponerse a gobernar Jujuy

Jujuy - "La crisis de Jujuy, es producto de la interna justicialista", sentenció el jefe de los senadores radicales, Gerardo Morales, quién agregó que "la decadencia y los problemas de la interna del partido de gobierno le hace pagar un alto precio el pueblo jujeño".
El senador aseguró que "el PJ debería dejar de priorizar la interna por el poder y ponerse a gobernar". "El gobernador debe garantizar la paz y la seguridad. Además, como kirchnerista que es, Walter Barrionuevo debe exigirle al gobierno nacional que envié los fondos que le pertenecen y corresponden a la Provincia y que la Nación se apropia para hacer frente a los sueldos y aguinaldos de los trabajadores", advirtió.

El nuevo senado

En relación al Senado nacional, Morales afirmó que "debería esperarse consenso en la nueva etapa. Es hora de que el gobierno escuche la voluntad expresada en las elecciones del 28 de junio pasado". "El kirchnerismo vino empujando e imponiendo su voluntad con los votos, pero ahora con la nueva composición del Congreso, debería prepararse para escuchar, dialogar y construir consenso sobre los temas fundamentales que ofrezcan soluciones a los problemas de la gente", destacó en el programa de TV Código Político, que se emite por el canal de cable TN.

"No se puede desnaturalizar el valor que en democracia tiene del consenso", advirtió el senador radical quién criticó la posición del oficialista Miguel Pichetto que rescataba el número de senadores del FPV para apoyar las decisiones del gobierno nacional. "Frente al Kirchnerismo, la oposición debe prepararse para actuar como contrapoder", insistió Morales y añadió que "siempre vamos a preferir dialogar, aportar y llegar a la mejor ley, aún cuando el gobierno intente seguir teniendo un Senado que suscriba sus decisiones sin debate y a fuerza de algún voto más".

Respecto del reparto de la comisiones en la Cámara alta, Morales destacó que "estábamos en conversaciones con el oficialismo donde primaba la racionalidad y el respeto a la nueva proporcionalidad de la fuerzas políticas". "Sin embargo, el diablo metió la cola y se frenó el saludable impulso que llevábamos", dijo en referencia a Néstor Kirchner y su actitud de impedir el diálogo.

Comentá la nota