Montoya está cerca de sumarse al equipo de gobierno de Schiaretti

La incorporación del ex recaudador bonaerense se definirá en el transcurso de esta semana. Anoche volvió a reclamarle más diálogo al Gobierno nacional
El gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, confía en sumar a su equipo de Gobierno el aporte del ex recaudador bonaerense Santiago Montoya, que acaba de dejar el equipo de Daniel Scioli en medio de un escándalo. Montoya se comprometió a responder en los próximos días al ofrecimiento del mandatario, con quien se conoce desde principios de los ‘90. "Seguramente algo va a hacer", respondieron desde el gobierno cordobés. Un allegado a Schiaretti dejó entrever que las posibilidades para sumar a Montoya a la gestión provincial "son muchas", y aseguró que podría haber "novedades en el trascurso de esta semana".

Montoya volvió a ocupar el centro de la escena mediática la semana última, cuando su traumática salida de la Agencia de Recaudación bonaerense lo convirtió en un hombre codiciado por la oposición. Además del gobernador cordobés, los principales referentes del PRO-PJ disidente elogiaron al ex funcionario de Daniel Scioli. Tanto Felipe Solá, con quien Montoya mantiene una estrecha relación por haber formado parte de su gabinete, como Francisco De Narváez celebraron que el ex recaudador se haya opuesto a las controvertidas candidaturas testimoniales que impulsa Néstor Kirchner.

Apenas se hizo efectiva la renuncia de Montoya, recibió un llamado de Solá. Sin embargo, desde el entorno del diputado dejaron en claro que sólo quiso solidarizarse por lo ocurrido.

Anoche, en declaraciones televisivas, Montoya defendió a Scioli, a quien definió como "un buen tipo", y volvió a reclamar al gobierno nacional "un mayor diálogo".

Schiaretti fue otro de los que se comunicó con el ex titular de ARBA ni bien dejó ese cargo. A diferencia del PRO-PJ disidente, el gobernador sí le hizo una oferta concreta para sumarse a su equipo de trabajo. Hablaron a pocas horas de conocerse la baja de Montoya y el ex recaudador bonaerense le pidió unos días para considerar el ofrecimiento. Desde el entorno de Schiaretti aclararon que en que caso de que acepte, Montoya se sumaría en algún lugar del equipo de económico. Así, las fuentes negaron rotundamente la posibilidad de que el ex funcionario participe de la campaña y forme parte de las listas de candidatos por el PJ de esa provincia. Esta fue una de las condiciones de Montoya, que Schiaretti ya conocía luego del portazo que le dio a Kirchner al negarse a formar parte de las listas testimoniales en San Isidro, motivo por el que Scioli le pidió la renuncia.

"Todavía no está definido el rol o puesto que va a ocupar. Hasta podría colaborar asesorando, pero seguramente algo va a hacer", reiteró una fuente del Gobierno de Córdoba, quien aseguró que Montoya y Schiaretti quedaron en volver a hablar en estos días.

Ahora sí podría ser la hora de Montoya en el Gobierno de Córdoba, si es que finalmente el ex recaudador acepta la oferta que Schiaretti ya le había hecho hace alrededor de seis meses, y que rechazó porque no era el momento índicado.

Comentá la nota