Mónica López La mujer detrás de la candidata

Mónica López tiene 41 años, esta casada con el Concejal y sindicalista Alberto Roberti, es madre de dos hijos, nació en Wilde y es candidata a Diputada Provincial por Unión Pro, en una entrevista exclusiva nos cuenta su lado mas íntimo.
¿Cómo es tu vida cuando estas en tu casa con tu familia?

Nos levantamos muy temprano, Alberto lleva a los chicos al colegio y antes de empezar mi rutina, me gusta acomodar la ropa que recién planchada, entro a Internet a revisar algunos medios de prensa. Los fines de semana, también me levanto temprano, tomo mate con mi familia, voy al supermercado, le ayudo a hacer los deberes a mi hijo mas chico a veces, porque en la semana llego muy tarde. Los sábados me gusta cocinar, cocino berenjenas en escabeche, y mi marido hace muy ricos asados. Hago la actividad normal de hace cualquier ama de casa, lavo, cuelgo la ropa, limpio un poco. A veces debo realizar alguna reunión barrial a la tarde y después enseguida vuelvo a mi casa.

¿Cómo fue tu niñez?

Fue perfecta, excelente. Yo me crié en una época en que se podía estar en la calle, jugábamos a la bolita y andábamos en bicicleta con mis hermanos. Yo nací y me crié en Wilde, en Belgrano entre Condarco y Corvalan y estábamos en la calle a toda hora, en ese momento no había peligro.

¿A esas edad que visión tenia de tu futuro?

Pensaba que tenia que hacer algo para uno, y también para los demás. Es por eso que en mi adolescencia, mientras cursaba la secundaria, empiezo a participar en el centro de estudiante, en el año 1984 y llegué a conducir el centro siendo Presidente. También participaba en la pastoral de la iglesia y fue ahí donde empecé a ver que no había respuesta a cosas concretas, y si había muchas cosas que resolver, y ahí entendí que esas cosas se tienen que reparar desde la política.

¿Si no te hubieras dedicado a la política que hubieras hecho de tu vida?

Me hubiese dedicado sin duda alguna a la rama social, nunca a un desarrollo individual. De chica siempre practique bascket, que es un deporte que se juega en equipo, nunca me gusto el tenis por ejemplo, que se practica desde la soledad. Me gusta trasmitir las cosas en conjunto y escuchar variedades de ideas.

¿Te gustaría que tus hijos sigan tu paso y los de tu marido?

Si. Por supuesto que si, porque están formados en una casa de políticos y comen en una mesa donde hay mucha discusión y se habla de todo. De hecho a la corta edad que tienen ya trasmiten el liderazgo, independientemente de las travesuras que hagan en el colegio.

Yo tuve esa oportunidad, mis padres eran militantes políticos activos, hoy mi madre preside una institución de mujeres, y me gustaría que mis hijos también la tengan.

¿Qué harías si fueses invisible?

Es una pregunta difícil. Supongo que entraría a la Casa Rosada, ya que nadie me puede ver, me metería en el despacho de la Presidente. Me haría visible estando con ella, hablaría con ella cara a cara, como ya lo hice en otras oportunidades, pero esta vez le hablaría como ciudadana. Le diría que es posible cambiar, que es posible tener dignidad, y que es posible tener educación.

¿Qué música escuchas Mónica?

Me gusta mucho el reggaeton y la música muy movida también bandas de rock actuales como las Pastillas del Abuelo.

Comentá la nota