Mónica Hernández no se presentó ante la Justicia

La intendenta de San José de Santa María, Mónica Hernández, no se había presentado hasta anoche ante la Justicia y, por tanto, continuaba en calidad de prófuga.
El fiscal de Santa María, Marcelo González, había librado durante el fin de semana una orden de detención en contra de la intendenta porque no se presentó en las dos o tres indagatorias a las que la citó como imputada de los delitos de malversación de caudales públicos y estafa en concurso real. La causa que se investiga tiene que ver con el destino de los fondos de las regalías mineras que realizó Hernández a lo largo de su gestión.

Ayer, su abogado, Jorge Toledo, había presentado un recurso de hábeas corpus ante el juez de garantías de Santa María y preparaba una apelación a la orden de detención librada por el fiscal porque entendía que se violó el derecho de defensa de su cliente.

La causa tiene además otra trama judicial paralela, porque Hernández recusó tanto al fiscal como a su secretario y ambas recusaciones están a la espera de resolución. Mientras tanto, el municipio sigue a cargo del concejal Pedro Lagoria quien, con el apoyo de otros dos ediles, destituyó a Hernández.

Comentá la nota