Moneta es el principal socio de Pampetrol

El empresario emblema del menemismo, investigado por lavado de dinero y seis meses prófugo de la justicia, se ha reciclado en la era "K" y es socio del estado nacional, de la provincia de Santa Cruz y de La Pampa.
La empresa estatal de petróleo provincial Pampetrol SAPEM, creada para desarrollar la exploración y explotación del recurso estratégico en el territorio pampeano y potenciar los beneficios del estado y la sociedad pampeana derivados del producido de esa explotación tiene como principal socio en sus negocios a la empresa Raiser, propiedad de Raúl Moneta.

Pampetrol recibió una decena de áreas de parte de la Cámara de Diputados por una ley especial, con el fin de que se realizara su exploración y explotación. La empresa estatal procedió a buscar socios para realizar esos trabajos, que de hecho son los encargados de realizar todas las tareas, las inversiones y demás, mediante una serie de concursos privados realizados durante 2007 y finalizadas casi el último día del mandato de Carlos Verna en la gobernación. La última fue Gobernador Ayala I, que le fue adjudicada a Petroandina que explota las dos áreas adyacentes.

(Quedaría analizar si esas mismas elecciones de "socios" no pudieron hacerse al amparo de licitaciones públicas, bajo control estatal, y no por concursos privados por parte de una empresa que al declararse de derecho privado evita los controles públicos sobre su actuación).

Pampetrol eligió como socio en cuatro áreas a Raiser, la empresa del banquero menemista Moneta, la misma que poco tiempo antes había obtenido la concesión de la exploración del área Medanito Sur por parte del estado provincial, en sociedad con Enarsa. Esto hace que Raiser S.A. -léase Moneta y compañía- tengan cinco áreas en el territorio provincial, siendo la empresa que más yacimientos tiene concesionados, además de estar ingresando en negocios en otras áreas dentro de la provincia.

El socio.

En el caso de los concursos privados realizados por Pampetrol, Raiser pudo utilizar el antecedente de la propia Medanito Sur, aunque de hecho nunca realizó trabajos sobre el área, cuyo desarrollo -mediante la realización a la fecha de cuatro o cinco pozos, algunos de ellos exitosos-, estuvo a cargo de otra empresa, Midas.

Moneta es socio de Pampetrol en las áreas denominadas Gobernador Ayala INV, Salinas Grandes IX, Salinas Grandes XI y Salinas Grandes XII. Hay quienes ya están sospechando de la capacidad de trabajo de la empresa, y hasta se piensa que lo que realiza Moneta con las áreas pampeanas no sería nada más que un rentable negocio inmobiliario.

En el caso de Medanito Sur, a poco más de un año de iniciar las actividades de exploración, y habiéndose descubierto ya petróleo en la zona lindante con el yacimiento Medanito, Raiser estaría cediendo buena parte de su participación a la empresa Midas S.R.L., que es la empresa que de hecho realizó toda la operación en el área, con lo se pretendería "blanquear" la realidad del negocio.

Al mismo tiempo, al haberse descubierto petróleo, el área será pronto motivo de una solicitud de concesión de explotación por 25 años por parte del estado provincial, lo que terminaría de cerrar el negocio de Raiser. Podría participar del proceso licitatorio asegurando la concesión de exploración y transfiriendo el área con petróleo ya descubierto y rumbo a una concesión de explotación por 25 años a la empresa que realmente realizó los trabajos en el área; es decir que asumió el riesgo exploratorio real.

Aclarar sobre un gran negocio.

Un gran negocio inmobiliario para Moneta, y quizás algunos más, pero no para el Estado provincial que actuaría como "testigo bobo" de todos esos manejos millonarios.

¿Podría pasar lo mismo en las áreas donde Moneta se asoció con Pampetrol, como resultado de los concursos privados realizados por la empresa propiedad del Estado?

Está por verse porque los trabajos recién están empezando, pero nada indica que este tipo de negocio inmobiliario no pueda repetirse, ya que Raiser también estaría ingresando ahora al área de Gobernador Ayala III, la misma que poco tiempo atrás el gobierno provincial otorgara por 25 años en explotación a Petroandina S.A., junto a la denominada CNQ7. Es decir, los tentáculos se expanden por buena parte del petróleo de los pampeanos.

Crítica.

Si a eso se le suma el informe publicado por el diario Crítica en su edición de ayer, sobre los distintos negocios de Moneta vía Raiser S.A., quedaría por ver de qué manera en nuestra provincia se defienden los auténticos intereses del Estado provincial, y de toda la sociedad. En vez de permitir que algunas maniobras por lo menos poco claras permitan que estas empresas hagan negocios inmobiliarios con los yacimientos petroleros que son de todos los pampeanos.

¿Quién debe aclarar e informar a la ciudadanía? Primero Pampetrol, desde ya; pero también el Poder Ejecutivo como autoridad de contralor de las concesiones y los contratos, ya que es el que pone la firma y autoriza todos esos trámites mediante decretos y por lo tanto resulta principal responsable de todo lo que se vaya concretando.

Por último también la Legislatura provincial tendrá que expresarse, porque fue la que de alguna manera entregó las concesiones a Pampetrol, aprobó pliegos licitatorios para el Poder Ejecutivo y tiene la palabra final en el control de todas estas cuestiones.

Comentá la nota