Moderación y cautela en gremio docente neuquino

Se aprobó un nuevo paro, por 24 horas. Habrá movilización. Pese a que así se continúa con el conflicto, también es cierto que se evidencia una cautela y moderación distinta a la estrategia aplicada por el sindicato el año pasado.

Tras la confirmación del “congelamiento” salarial hasta fin de año, los docentes neuquinos protagonizarán un nuevo paro el próximo jueves. Será por 24 horas, nuevamente, e incluirá la consecuente y acostumbrada movilización a Casa de Gobierno.

Más allá de la ratificación del “plan de lucha”, es indudable que a diferencia de lo ocurrido en 2007, el planteo es moderado. Los dirigentes de ATEN han tomado nota no sólo del contexto general del país y del mundo, sino también de que un paro por más días en estas circunstancias podría volcar esta vez a la opinión pública decididamente en su contra.

También es cierto que la relación con el gobierno de Sapag no es la misma que hubo con el de Sobisch. ATEN ha recibido respuestas a muchas de sus demandas, particularmente con la marcha atrás de medidas y decretos dispuestos precisamente por el anterior gobierno.

Después de todo, el ciclo lectivo del año 2007 ATEN lo comenzó directamente con un paro, que rápidamente se definió por tiempo indeterminado. Una posición muy distinta a la actual.

Se ha valorado la disposición al diálogo permanente, y de hecho se sabe que es un diálogo que se mantiene extraoficialmente. Juega en este tema además el caso Fuentealba II.

Para el gremio –y para lo que representa políticamente- es muy importante mantener esa causa viva, por todo el tiempo que se pueda, porque de hecho lo que se persigue no es sólo imputar eventualmente al ex gobernador, sino sentar el precedente concreto de un fallo que políticamente pueda interpretarse como contrario a “la represión de las protestas sociales”.

Comentá la nota