Los modelos del plan de autos no conforman a los interesados.

Se hicieron de 8.000 a 10.000 reservas, pero casi todos piden vehículos más equipados.
Christian S. había archivado su idea de comprar un 0 km hace tres meses, cuando estalló la crisis internacional. El anuncio del plan del Gobierno para incentivar la venta de autos volvió a interesarlo, pero pronto se encontró con un problema. "La verdad es que no me convencen mucho los modelos propuestos. Son bastante básicos. Algunos hasta vienen sin estéreo, lo que me parece casi impresentable", dijo este manager deportivo de 30 años.

Si ve que el plan funciona, está dispuesto a encargar un Citroën C3 o un Ford Ka, pero pagando la diferencia para tener el equipamiento adicional. Pero si le dieran la opción de volcar el financiamiento a otro modelo, se inclinaría por un modelo distinto, como el Volkswagen Gol Trend.

Su situación es la de casi todos los clientes que hasta ahora han mostrado algún interés por acceder al plan anunciado por la presidenta Cristina Kirchner y por el cual la Anses destinará 3100 millones de pesos para financiar la venta de 100.000 vehículos.

En las últimas dos semanas, entre 8000 y 10.000 interesados concretaron reservas a la espera de que se conozcan las condiciones definitivas del plan, según estimaciones de la Asociación de Concesionarios de Automotores (Acara). Pero casi la totalidad se rehusó a aceptar uno de los modelos propuestos por las terminales para cumplir con el pedido del secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, de ofrecer un "auto económico".

Con reservas que oscilan entre los $ 500 y los 1000, los interesados en el plan ya dejaron en las concesionarias más de cinco millones de pesos, aunque aún no se conocían los requisitos definitivos (como no haber tenido un 0 km en los últimos cinco años). El Gobierno ha prometido que mañana las concesionarias tendrán los formularios para que la gente inicie el trámite.

"La mayoría pide un upgrade . En algunos casos, vienen sin aire acondicionado; en otros, sin el estéreo o la dirección asistida. El aire todo el mundo está dispuesto a pagarlo. Hoy, en pleno verano, no se concibe un auto económico sin aire", opinó Ricardo Salomé, secretario general de Acara. Y agregó que pagar los adicionales tiene otra ventaja: los autos con equipamiento ya están en las concesionarias, mientras que las versiones "peladas" aún deben salir de fábrica. Salomé espera entregar pasado mañana "el primer auto del plan", un VW Gol, e incluso organizó un cóctel en su concesionaria de La Plata para celebrar la ocasión.

Mejor equipamiento

En la concesionaria Maynar, del grupo D´Arc, señalaron que "el 99% de las reservas" que recibieron con la intención de acogerse al plan del Gobierno son para modelos más equipados que los difundidos por la Anses. "Piden aire acondicionado, dirección asistida, alzacristales y cierre centralizado. Algunos hasta preguntan por el airbag ", contó Daniel Santín, gerente comercial de la firma.

Como concesionario Volkswagen, les toca comercializar los modelos Format de la Suran y del Gol, que no tienen ni estéreo ni aire. La Suran trae dirección asistida "porque era más caro sacársela que dejársela", según fuentes del sector. Un cliente que quiera agregar equipamiento tendrá que pagar entre $ 15.000 y 20.000 en efectivo, entre el anticipo del 20% (plan símil ahorro previo) y el diferencial por los adicionales.

No parece ése el cliente en el que estaba pensando Moreno cuando les pidió a las terminales: "Háganme un auto para los peronistas pobres", según relató un directivo del sector.

En el concesionario Dietrich (Ford y Volkswagen) recibieron unas 150 reservas. "Mayoritariamente, los clientes quieren algún tipo de equipamiento adicional, aunque tengan que pagar un poco más. El resto podría pedirlo en el momento de la entrega", contó Guillermo Dietrich. "Hoy el cliente, aun en los segmentos de entrada, opta por algún tipo de equipamiento, como el aire acondicionado", agregó.

Las razones para privilegiar los autos más equipados no se agotan en los deseos de los clientes. "Algunos de los modelos del plan del Gobierno hoy por hoy se fabrican muy poco o tienen muy poco peso en las ventas de las terminales, por lo que algunas de ellas verán qué hacer para evitar grandes cambios en la producción y vender los vehículos tal como los tienen hoy", explicó Maximiliano Scarlan, de la consultora Abeceb.com.

El tema es aun más complicado con los modelos fabricados en Brasil, como el Fiat Uno, el Ford Ka y el Volkswagen Gol. "Pedir un cambio a una terminal radicada en Brasil es bastante más difícil que financiar aquí los elementos adicionales que tiene ese modelo", indicó Scarlan.

$ 500

Reserva

* Es el monto mínimo que abonan en concepto de reserva los interesados en el plan. Este pago puede alcanzar los 1000 pesos, según el modelo elegido.

$ 15.000

Pago en efectivo

* Es lo que deberá abonar un cliente que quiera agregarles aire acondicionado o estéreo a algunos de los modelos básicos que ofrece el plan.

100.000

Proyección

* Es la cantidad de automóviles 0 km que esperan vender las terminales con el programa ideado por el secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno.

$ 3100

Millones

* Se destinarán para financiar la compra de esos vehículos. Los fondos serán aportados por la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), que dirige Amado Boudou.

Comentá la nota