Ministro Vaz Torres: "El Gobierno no autorizó descuento alguno sobre el anticipo de 800 pesos "

El Ministro de Hacienda expresó que el Gobierno no tiene facultades para intervenir en los acuerdos entre las personas y las entidades de créditos, mutuales o casas comerciales en materia de débito automático. Se trata de un anticipo de parte de los haberes exigibles recién en enero de 2010
explicó que el Poder Ejecutivo tomó la decisión de postergar los descuentos de IOSCOR e IPS sobre el anticipo de $800, para generar una mayor disponibilidad de fondos en el cobro del adelanto. Puntualizó que

Antes de partir a Capital Federal, el ministro de Hacienda y Finanzas de la Provincia, Enrique Vaz Torres, remarcó que la administración provincial trabaja intensamente en los mecanismos que permitan cancelar los haberes del personal activo y pasivo de la administración pública y aseguró que la decisión de anticipar $800 para todos los agentes, cualquiera sea la repartición a la que pertenezcan, tiene como objetivo inyectar fondos a la economía a través del consumo del modo más equitativo posible.

"A partir de la instrucción del Gobernador, el Poder Ejecutivo a través de la Dirección General de Personal liquidó los $800 y no debitó ninguno de los descuentos de ley habituales correspondientes a la obra social o el aporte jubilatorio", puntualizó el funcionario provincial. "Es decir, se le otorgó el anticipo y se prorrogó el descuento del 23% para IOSCOR e IPS al momento en que se cancele la totalidad de los haberes de modo tal que puedan tener una mayor disponibilidad de recursos", explicó.

En este sentido, Vaz Torres explicó que se trata esta de la única decisión que el Poder Ejecutivo podía tomar en materia de débitos automáticos y descuentos. "No tenemos facultades para frenar otro tipo de descuentos vinculados a créditos con entidades financieras, mutuales o casas comerciales; hacerlo implicaría una severa transgresión jurídica, teniendo en cuenta que la decisión de cada persona respecto de a quien le transfiere los débitos de sus acreencias es personal e implica un acuerdo de partes en el que el Poder Eejcutivo no tiene que ver", explicitó.

Tras remarcar que el anticipo otorgado implica un adelanto de los haberes que son legalmente exigibles recién en los primeros días del mes siguiente al liquidado, en este caso de enero de 2010, Vaz Torres insistió en que la decisión se tomó en el marco de lo "operativamente posible a partir de los recursos disponibles en la Tesorería de la Provincia".

De todos modos, insistió en que tanto el Gobernador como los técnicos de la cartera a su cargo, trabajan intensamente para cumplir en tiempo y forma con las obligaciones del Estado, a partir de la prestación del servicio por parte de los agentes públicos.

Comentá la nota