El ministro de Economía bonaerense aseguró que no emitirá patacones

Arlía asumió tras la salida de Montoya como recaudador y el reacomodamiento del Gabinete. La emisión de cuasimonedas está "totalmente descartada", dijo
El gobernador bonaerense, Daniel Scioli, puso ayer en funciones al nuevo ministro de Economía de esa provincia, Alejandro Arlía, quien dijo que está "totalmente descartada" la emisión de cuasimonedas, "no sólo en la Provincia sino en toda la Argentina". Refutó así las versiones que había respecto de la vuelta del Patacón, el bono que emitió Buenos Aires para que funcionara como dinero, o de algún título similar con otro nombre.

"Está absolutamente descartada cualquier emisión de cuasimonedas, no sólo en la provincia de Buenos Aires, sino en toda la Argentina", indicó Arlía, consultado sobre rumores que indicaban que frente a la caída de la recaudación y a la imposibilidad de cumplir con las pautas presupuestarias, la provincia podría recurrir a estos bonos creados por el ex gobernador Carlos Ruckauf en 2001, antes de que renunciara a la gobernación.

Arlía, que se desempeñaba como ministro de Producción desde la partida de Débora Giorgi al gabinete nacional, argumentó: "(Los argentinos) ya volvimos de ahí y sabemos lo que significó". Y sostuvo que "todo lo que haya que resolver, se hará con una única moneda".

Los rumores sobre el regreso de las cuasimonedas en Buenos Aires comenzaron un mes atrás y crecieron con las necesidades financieras de la provincia. Legisladores de la oposición, incluso, dieron por hecho la emisión de esos bonos luego de las elecciones del 28 de junio.

Arlía dijo dijo que "se van a usar todos los instrumentos financieros, como se utilizan en todas las partes del mundo, preservando los recursos de quienes nos prestan los recursos".

Al respecto, Scioli emitió el lunes un decreto que autorizó a la Tesorería General a emitir letras provisionales por 1.600 millones de pesos "para ser entregadas al Instituto de Previsión Social por los excedentes financieros que generó –el organismo– a partir del 1 de enero de 1997", según consignó DyN.

El nuevo ministro de Economía agregó que en su gestión "no va a haber cambios, habrá continuidad de las políticas y un trabajo prudente".

Perelmiter, a ARBA

Arlia sucedió en ese cargo a Rafael Perelmiter, a quien Scioli mandó a hacerse cargo de la Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA), organismo que estuvo hasta la semana pasada liderado por el renunciado Santiago Montoya.

El viernes, Scioli le pidió la renuncia a Montoya luego de que el recaudador cordobés se negara a ser candidato a concejal por San Isidro para renunciar luego a la banca, en caso de obtenerla. Montoya declinó de esa oferta con críticas a la estrategia electoral kirchnerista, de poner en las listas candidatos "testimoniales".

Perelmiter declinó hacer referencia al alejamiento de Montoya. Lo mismo hizo Arlía: "No opino sobre funcionarios que no están en funciones", dijo.

El reemplazante de Montoya adelantó que "no habrá cambios en el ente recaudador, pero se trabajará con otra impronta". En una marcada diferencia con el protagonismo de su antecesor, Perelmiter dijo que priorizará "el trabajo en equipo".

Y terminó con una ironía: "En mi gestión no habrá Papá Noel", prometió, en referencia a los disfrazados agentes recaudadores que, vestidos de verde, inundaron las ciudades en época navideña.

Comentá la nota