El ministro Ciurca confirmó que hasta 2011 se triplicarán los planes sociales

El nuevo ministro de Desarrollo Humano ya tiene información de la Nación y gestiona la llegada a Mendoza del principal programa para marzo. Se muestra como gestor y busca acuerdo político.
Los diarios nacionales coincidieron en informar que hasta 2011, año de elecciones presidenciales, en las que el kirchnerismo se jugará su futuro político, la Presidenta se propone triplicar los planes sociales. ¿El Gobierno provincial tiene la confirmación oficial? "Sí", respondió, rotundo, el ministro de Desarrollo Humano, Carlos Ciurca, uno de los ejes políticos del remozado gabinete junto a Alejandro Cazabán, el secretario general de la Gobernación.

El ex titular de Seguridad tiene aspiraciones electorales aunque no hable de ello y al dialogar con él resulta evidente que quiere lucirse. Será fundamental que la creciente ayuda social llegue como corresponde, ayuda que en la visión de los partidos de la oposición mutará en clientelismo político con el exclusivo objetivo de ganar en las urnas.

Sin negar esta posibilidad porque es un político nato, que conoce lo claro y lo oscuro de la actividad, Ciurca ensaya una respuesta racional al respecto: "Este ministerio, como todos, se puede prestar para lo que sea, según las intenciones de quien lo conduce".

La Legislatura acaba de aprobarle un presupuesto de $268 millones para este año (6% más que en 2009), "a los que se sumarán montos muy elevados que enviará la Nación para los planes", anticipa.

–¿Usted tiene información sobre ese aumento de los planes sociales del que se habla?

–Sí, se plantea un refuerzo de la inversión social. No está explícito todavía cómo se distribuirá, más allá de que se duplique o triplique. Nosotros vamos a trabajar para que Mendoza esté incluida. Hay nuevos proyectos como el Argentina Trabaja (para desempleados y cooperativistas), y el martes me voy a reunir en Buenos Aires con Inés Páez, funcionaria del ministerio de Desarrollo Humano de la Nación.

–¿Qué pretende lograr en este primer contacto?

–Vamos a revisar la situación de Mendoza. Puntualmente, el impacto de la asignación universal, el monto por cada hijo menor de 18 años, que a su vez tienen que cumplir con una contraprestación, que es estar incluidos en el sistema educativo y estar vacunados. La asignación es de $180, la paga ANSES y aproximadamente tenemos 140.000 beneficiarios en Mendoza. Esto no es incompatible con la asistencia alimentaria. En la provincia tenemos 240.000 de esas prestaciones y se mantendrán. Pero vamos a hacer un cruce de beneficiarios de otros proyectos de asistencia directa, que abarcan algún tipo de beca, como los de la Esquina a la Escuela y el de Servicio Cívico Voluntario. O sea, se depurará el padrón de beneficiarios.

– Volviendo al futuro incremento de los planes sociales que bajarán desde la gestión Kirchner, ¿qué otra información tiene y qué está previendo para aprovechar esa decisión política?

–El plan será el Argentina Trabaja, que inicialmente funciona en Buenos Aires. Nosotros queremos, y así lo hemos manifestado en charlas que ya hemos tenido con funcionarios nacionales, que se implemente en Mendoza desde marzo.

–¿Cuánto dinero se destina en Mendoza a planes sociales?

–En planes directos, más de $120 millones anuales, que surgen de recursos provinciales y nacionales. Y ahora habrá mucho más si nosotros nos proponemos ese horizonte.

–¿Cuál es su diagnóstico acerca de la ayuda social que se presta en la provincia?

–El diagnóstico del gobernador y del Gobierno tiene que ver con el abordaje de la temática social. Debe haber una buena articulación entre todos los ministerios. Las prioridades son la pobreza y la violencia, que no tienen relación directa con la pobreza. Las vamos a abordar desde la familia, con acciones que exceden los ámbitos institucionales del Estado y apuntan a fortalecer el nucleo familiar; y también desde la escuela y la organización de la comunidad. En esa línea se hará una tarea muy fuerte para la recuperación de valores y virtudes. Será un proceso gradual, pero hay que iniciarlo.

– ¿Y qué lograrán usted y el Gobierno con esto?

– Con un marco conceptual claro, saber hacia dónde caminamos, nosotros, como Ministerio de Desarrollo Humano, y el Gobierno en general, porque lo social tiene que ver con la producción, la educación, la seguridad... con todas las áreas. Pensar el abordaje solamente desde un ministerio es, por lo menos, un error en la acción práctica.

Comentá la nota