El Ministerio de Educación presentó el anteproyecto de la nueva Ley de Educación en la Legislatura

l texto final del anteproyecto de ley de Educación de la Provincia, que contiene más de 200 artículos, que establece la transformación educativa en consonancia con su par nacional N° 26.206, fue presentado a todos los bloques de diputados provinciales por el ministro de Educación, Francisco Romero, demás autoridades educativas y los delegados que participaron del Congreso Educativo Provincial.
De manera formal, el ministro Romero acompañó a la presidenta del Congreso Educativo Provincial, Silvina Espinoza, juntamente con la comisión redactora del anteproyecto de ley y delegados representantes de docentes, alumnos y padres de las trece regionales educativa, a presentar las copias del anteproyecto de ley al presidente electo de la Cámara de Diputados, Juan José Bergia.

La iniciativa también fue presentada ante el titular del Bloque de Diputados Justicialistas, Ricardo Sánchez; a los diputados de los bloques unipersonales Frente Grande, Daniel San Cristóbal, de Libres del Sur, Carlos Martínez, y Afirmación para una República Igualitaria (ARI), Alicia Terada; y a las legisladoras de la Alianza Frente de Todos, Elda Altamiranda y Marylin Cristófani.

Además, también estuvieron presentes la subsecretaria de Educación, Norma Papinutti, el subsecretario de Coordinación del Ministerio, Carlos Quirós; miembros del Consejo de Educación de la Provincia, el vicepresidente segundo de la Legislatura, Oscar Raffín, y la diputada justicialista María Lidia Cáceres.

Este anteproyecto de ley que fue pulido por la comisión redactora elegida en el Congreso Educativo Provincial, que se inició el 17 y 18 de noviembre, continúo el 25 y terminó el 30 del mismo mes, cuatro intensas jornadas que protagonizaron más de 200 delegados representantes de docentes, estudiantes secundarios y padres, dando un ejemplo cívico y democrático, en la Universidad Nacional del Chaco Austral (UNCAUS).

UN ANTEPROYECTO DE LEY DEL CONSENSO

En la oportunidad, el ministro Romero ante los legisladores provinciales, destacó que este anteproyecto de ley es fruto de dos años de un proceso de consultas, debate y de búsqueda del consenso entre todos los actores de la comunidad educativa en las trece regionales educativas de la provincia, cuyo corolario fue el Congreso Educativo. "Lograr a través del diálogo y el consenso la planificación de la educación del Chaco para las próximas generaciones, es para mí uno de los mayores logros a los que podía aspirar en mi gestión" afirmó el ministro.

Añadió que "el hecho que se presente a la Legislatura, para su tratamiento, reglamentación y aprobación, a fin de año es un buen augurio para el 2010, que es el año de transición. Esto va a permitir a través de la participación de todos los actores de la comunidad educativa, dar todos los acuerdos para que desde la Legislatura se concrete la reglamentación para que haya más y mejor educación para todos los chaqueños y chaqueñas" manifestó Romero.

BUENA RECEPCIÓN Y PREDISPOSICIÓN DE DIPUTADOS

El diputado Juan José Bergia, ya prácticamente en su nueva función de presidente de la Legislatura chaqueña, agradeció a las autoridades del Ministerio y a los representantes de la comunidad educativa por el compromiso que asumieron para poder concretar el viejo anhelo de que la Provincia pueda contar con una nueva ley de Educación.

"Sabemos del esfuerzo y la dedicación que han puesto, así que nosotros queremos brindarle nuestro apoyo desde todos los bloques de diputados" señaló Bergia.

Por su parte, el diputado Ricardo Sánchez ratificó el compromiso de trabajo del Bloque de Diputados Justicialistas para encarar el tratamiento de este anteproyecto de ley. Recordó que el 15 de diciembre es la última fecha de la sesión ordinaria del año. De todas maneras, aclaró que se puede llamar a una sesión extraordinaria y apelar al esfuerzo de los diputados, cosa que en el 2010 la ley ya esté sancionada.

Cabe señalar que con la entrega de este borrador consensuado por docentes, alumnos y padres, la tarea de las autoridades y delegados del Congreso Educativo no se termina, sino que sigue porque conformarán mesas de trabajo por niveles y modalidades educativas, para realizar un seguimiento y el reajuste necesario al proyecto de ley con los diputados.

"A manera de garantía nosotros nos ofrecemos para acompañar en la Cámara de Diputados el proceso hasta que este proyecto, que salió del esfuerzo y consenso de muchos representantes de la educación, se convierta en ley" sostuvo la presidenta del Congreso, Silvia Espinoza.

Un delegado representante de los padres de General San Martín instó a los legisladores a que tengan el mismo compromiso que asumieron los actores del sistema educativo para debatir y consensuar este proyecto de ley, para que a partir del 2010 se comience a vislumbrar una educación diferente y que "con la transformación educativa nazca un nuevo Chaco".

AVANCES Y REUNIFICACIÓN DEL SISTEMA EDUCATIVO

Este borrador del proyecto de ley, que ahora deberá ser tratado, reglamentado y aprobado por los diputados, tiene avances importantes como el derecho social a la educación, el conocimiento como bien público, el deber indelegable del Estado, establece la reunificación del sistema educativo, que supere la actual fragmentación de su estructura organizativa.

Instituye en este sentido la universalización del Nivel Inicial con la creación de salas de 3 y 4 años y la obligatoriedad de la sala de 5, con una enseñanza inicial integral; una Escuela Primaria de siete años de duración con sus diferentes modalidades Común, Rural, Bilingüe Intercultural, Educación Especial, Educación Hospitalaria y Domiciliaria con profundo sentido de justicia y construcción ciudadana.

Además, una Escuela Secundaria de cinco años de duración, con dos ciclos: uno básico con un tronco común de materias y otro de orientaciones técnicas y profesionales para preparar a los jóvenes para el mundo del trabajo; así como también reivindica la Educación Técnica con una duración de 6 años.

Este proyecto de ley no tiene exclusiones de ninguna naturaleza, ya que contempla la educación en privación de la libertad o contexto de encierro; así como contempla la diversidad cultural, en especial la de los pueblos silenciados, y establece que se rescate la enseñanza de lenguas qom, wichi y mocoví como segundas lenguas. Ratifica el sistema de bibliotecarios que cuenta Chaco, el que tiene avances superadores en el orden nacional.

El gobierno de la escuela también tiene un lugar en este proyecto de ley, donde establece que se democraticen espacios colectivos de participación conformando los consejos escolares, como lo establece la Constitución provincial en su artículo Nº 82, que profundice el camino de la participación de los estudiantes a través de los centros de estudiantes. Que reivindique el accionar del Consejo de Educación.

Que democratice la producción y distribución de conocimientos, enunciando los derechos de los docentes, de los estudiantes y de la comunidad educativa, que consagre el incremento del financiamiento de la educación, para que las transformaciones necesarias en las escuelas se concreten; una ley de educación provincial, en síntesis, que produzca una verdadera revolución educativa.

El Congreso Educativo Provincial "Construyendo la nueva Ley de Educación hacia el Chaco del Bicentenario" constituyó un hecho histórico, en tanto que el alumbramiento del anteproyecto abre un proceso de redefiniciones político educativas que pretende modificar el rumbo de desresponsabilización estatal, fragmentación, avasallamiento de derechos de la comunidad educativa, de docentes y estudiantes, con deterioro pedagógico, al que el neoliberalismo arrastró a la educación nacional con la Ley Federal de Educación.

Comentá la nota