Millonaria demanda contra el Estado

Una demanda civil por 700 mil pesos en contra del Estado provincial por el supuesto delito de daño moral y psicológico, ingresó a los estrados judiciales locales.
Se trata del recordado caso ocurrido en 2007 en el Hospital San Juan Bautista, en el que un bebé que había nacido vivo, fue declarado muerto erróneamente, y luego falleció.

La demanda fue presentada hoy por Karina Durán y Mariano Roldán, padres del pequeño fallecido, Miguel Alejandro, y es en contra del Gobierno de la Provincia, el Ministerio de Salud y el personal médico que tuvo relación directa con el caso.

Aquel día Karina dio a luz a su bebé en forma prematura, pero luego del alumbramiento, los médicos que intervinieron en el parto le informaron que éste había nacido sin vida, y lo trasladaron a la morgue. Allí, un enfermero advirtió que el pequeño no estaba muerto, y que tenía signos vitales.

De inmediato dio aviso al personal médico, que decidió trasladado nuevamente al área de neonatología. Finalmente, y luego de 13 días de agonía, el pequeño dejó de existir pese a los esfuerzos realizados para salvarle la vida.

Comentá la nota