Miles de familias continúan clamando por agua potable

La crisis hídrica no da tregua. Miles de familias de la ciudad ayer, al igual que todo el fin de semana, sufrieron la falta de agua potable. La zona norte fue la más castigada.
La suspensión del servicio se prolongó en algunos casos por más de 15 horas. Las familias de los barrios 500 Viviendas, Altos de Choya, Parque Norte, Parque La Gruta, entre otros, padecieron el corte de agua potable. En el sur los reclamos también se multiplicaron en los barrios Altos Verdes, Nueva Catamarca, 100 Viviendas Sur y barrios aledaños, que ayer padecieron un prolongado corte de agua que se extendió por casi todo el día. El servicio se reestableció recién después de las 20.00. La población se queja. Son innumerables la cantidad de reclamos en los barrios. La empresa Aguas de Catamarca proveyó agua a los damnificados mediante camiones cisterna, pero la demanda los excedió y los vecinos salieron a reclamar por el vital elemento.

Por su parte, la empresa Aguas de Catamarca informó que los problemas de suministro de energía eléctrica afectan el normal funcionamiento de las instalaciones para abastecimiento de agua potable, situación que provoca múltiples cortes en distintos puntos del área de concesión. Esto, agravado por las altas temperaturas que elevan el consumo en forma muy riesgosa para mantener la salubridad.

En el Valle Central los problemas abundan, agravados por el intenso calor. Desde el jueves colapsó el sistema eléctrico, y muchísimos sectores padecieron los cortes del servicio, los bajones permanentes de tensión y la falta de agua potable. Ayer también fueron numerosas las quejas de vecinos por problemas en la energía, y la sensación térmica de los mismos está a punto de estallar por la deficiencia en los servicios.

Comentá la nota