Miguel Aquino descartó los bonos y habló de una caja equilibrada

El subsecretario de Hacienda rechazó de plano la posibilidad de que se implementen cuasimonedas para paliar la crisis financiera. Además aseguró que si bien se realizan ajustes permanentes, la economía provincial está estable.
El subsecretario de Hacienda y Finanzas, Miguel Aquino, aseguró ayer que la caja de la Provincia del Chaco está en un equilibrio constante y permanente, lo que permite hacer frente a las obligaciones operativas y corrientes del Estado.

En declaraciones radiales, el funcionario del Ministerio de Economía señaló que «hay recursos para cubrir gastos operativos y corrientes», afirmando además que pese a que hay que realizar ajustes permanentes, la provincia está en una situación de permanente equilibrio financiero. «Nunca se salió del contexto en cuanto a los gastos de salarios y los contratados de servicio que tiene la provincia; hacemos el gasto en función del recurso, es responsabilidad presupuestaria», apuntó Aquino en FM Libertad.

Aquino no dudó en expresar que «ocurre como en casa: gasto lo que tengo y hay que ser austero, aunque cueste, pero esa es la base del éxito».

El economista explicó que los resultados financieros y el comportamiento de la caja provincial se miden permanentemente y se hacen controles y evaluaciones mensuales, trimestrales y semestrales, es decir, de medio ejercicio económico.

Por otro lado rechazó rotundamente algunas versiones periodísticas, a nivel nacional y provincial, que indicaban que el Chaco -al igual que otras provincias- podría implementar bonos o cuasimonedas similares a las que aplicó la administración que gobernó entre 1995 y 2003.

«A nivel nacional el Chaco participa, junto a otras siete provincias, del Comité de Responsabilidad Fiscal, y en la última reunión se habló de esa posibilidad (la de poner en marcha cuasimonedas provinciales) como un imposible», añadió.

Para finalizar aseguró que «le costó mucho al país salir de las cuasimonedas y volver (a ellas) sería una complicación extrema; Nación lo descartó y las provincias también. Desde cualquier punto de vista, no hay condiciones para que se piense así (en relación a los bonos)».

Comentá la nota