Micros: la Municipalidad no descarta implementar el sistema de transbordos

Tras los reiterados reclamos de los usuarios y las insistentes quejas de las prestatarias que aseguran que no les cierra la "ecuación económica", desde la Municipalidad admitieron que continúa en pie la idea de realizar una modificación sustancial en el sistema de colectivos de la ciudad, ya que el actual "nació rengo".
El secretario de Gobierno comunal, Hugo Borelli, aseguró en Frente a Cano que una de las posibilidades sería aplicar un sistema de transbordos: las líneas realizarían trayectos cortos hasta el centro de la ciudad y allí los usuarios que pretendan continuar hacia otro sector podrían subir a otras unidades.

"Está comprobado que el 70% de los usuarios se bajan en el centro", aseguró Borelli.

Sobre la aplicación de la reforma, aseguró que se podría implementar a partir de la aplicación del nuevo sistema de pago con tarjetas recargables, ya que se trata de un "sistema inteligente" que permitiría almacenar los datos de los pasajes y realizar los transbordos sin inconvenientes.

Lo habíamos adelantado

A fines del año pasado,en uno de nuestros clásicos "chimentos y rumores", habíamos adelantado tal posibilidad. En realidad se trata de un proyecto elaborado a mitad del 2009 por una de las empresas del Grupo Plaza que se encargó de analizar y modificar los actuales recorridos.Básicamente se toma la ciudad como si fuera una gran rueda de bicicleta y se "dibujan" los rayos (los recorridos) que van desde los barrios hasta el centro. Quien lo necesite, tendrá un tiempo de una hora para, con el mismo boleto, hacer el transbordo para concluír en otro punto. El estudio, que en su momento le fuera presentado, entre otros, al concejal Ciccola (recordar el chimento de la cena en un restaurante de calle Alem) tiene por objetivo mejorar la rentabilidad de las empresas en la relación pasajero/km recorrido.

Controlar las frecuencias

En otro orden, el funcionario aseguró que el sistema actual necesita un ordenamiento para poder controlar el cumplimiento de las frecuencias, ya que son el principal reclamo de los usuarios.

"La gente no se queja por las tarifas ni por ninguna otra cuestión; sólo quiere saber a qué hora va a pasar el colectivo para poder tomarlo", insistió.

Descartó la aplicación de subsidios

Finalmente, hizo referencia a las declaraciones del concejal radical Gerardo Veroli, quien consideró en nuestro programa que la única solución para el transporte público sería el aporte de subsidios a las empresas para que la diferencia económica no sea asumida por los usuarios, con aumentos de boletos.

"Esa sería una solución facilista. El sistema de subsidios en la Argentina está en vías de extinción. Tenemos que trabajar en una salida mancomunada. Municipalidad y Concejo Deliberante ya hicimos los diagnósticos, hay que dejar de mirar para atrás y actuar", concluyó.

Comentá la nota