Micros: entra en vigencia la "Tarjeta Interlíneas" .

Desde hoy se podrá viajar en cualquiera de los ramales con un abono "universal".
Con la entrada en vigencia de la "Tarjeta Interlíneas", los usuarios de autotransporte de la Región podrán desde hoy viajar en cualquiera de los ramales que la recorren -sean de jurisdicción platense o provincial- con un abono de alcance "universal".

El sistema prepago de "tarjeta electrónica única" brindará la posibilidad de abonar cualquier viaje en las empresas comunales (Este, Oeste, Norte y Sur) y bonaerenses (202, 214, 215, 275 y 307), con sólo pasar la cartulina con banda magnética por las ranuras de las boleteras.

En principio, habrá una sola versión de la "Interlíneas", cargada con un crédito de $19 -equivalente a diez viajes de segunda sección- que se irá debitando de acuerdo con el uso. "Se estandarizó en ese valor porque mucha gente es reacia a inmovilizar más dinero, y por cuestiones que tienen que ver con la implementación del software en las más de 300 unidades municipales y 350 provinciales", explicó Federico Núñez, director de Transporte y Tránsito local.

Las tarjetas serán distribuidas por las propias empresas en sus terminales, y también podrán ser adquiridas en los comercios que actualmente venden los abonos "tradicionales"; éstos no perderán su vigencia mientras dure la etapa de transición.

El lanzamiento, según lo adelantaron fuentes oficiales, será acompañado por "campañas de difusión masiva". Los funcionarios admitieron que la puesta a punto del sistema fue "compleja", debido a los desafíos técnicos que planteó la reprogramación de las máquinas expendedoras de boletos.

Anunciada por primera vez a fines del año pasado por el Ministerio de Infraestructura bonaerense, la innovación -nuestra región es pionera en la experiencia- se complementará con el "boleto combinado", que como prueba piloto de la Comuna se ofrece para articular dos servicios de líneas comunales a menor tarifa de lo que costaría un par de viajes de la segunda sección.

En este contexto, los empresarios del autotransporte apuestan a que el nuevo sistema sirva para aliviar las dificultades que causa la crónica escasez de monedas. "Para nosotros ya era buena la experiencia cosechada con la venta de tarjetas, con cada línea por su lado" evaluó Angel Dellarciprete, de Línea 7: "cuando está disponible este tipo de mecanismo, la gente se vuelca a su uso sin dudarlo. Y reduce de paso, la necesidad de monedas".

Comentá la nota