Micheletti se va si Zelaya también lo sigue

Un emisario del golpista le propuso al presidente derrocado que una personalidad neutral asuma el poder. "Es una burla", respondió Zelaya. CFK pide que intervenga la ONU y el FMI congela ayuda.
El depuesto presidente de Honduras, Manuel Zelaya, aseguró este jueves que anoche recibió a través de un emisario del presidente de facto, Roberto Micheletti, la propuesta de acordar una personalidad neutral para que asuma provisionalmente la presidencia, lo que implicaría la renuncia del mandatario golpista y la no reestitución de Zelaya en el poder.

"Recibimos la propuesta, pero para nosotros significa una burla. Es como premiar al que da un golpe de Estado y no estamos de acuerdo con eso", aseguró Zelaya en una entrevista telefónica con Radio Cardinal de Asunción de Paraguay.

El depuesto mandatario confirmó que recibió al emisario en la embajada de Brasil, en Tegucigalpa, donde se encuentra refugiado desde el lunes pasado tras ingresar de manera clandestina a su país. "Pienso que estamos defendiendo un bien común, que es la democracia. Perder la batalla en Honduras es perderla en la comunidad internacional", señaló.

A su vez, Zelaya explicó como ingresó a Tegucigalpa sin ser detenido por las fuerzas de seguridad del régimen golpista. "Burlamos los servicios de inteligencia del régimen de facto" y establecimos "unas estrategias con el pueblo" que lo condujeron a la capital hondureña valiéndose de varios vehículos y en una travesía de alrededor de 15 horas.

En cuanto a la presunta existencia de planes para atentar contra su vida, remarcó que los integrantes del régimen de facto "son capaces de todo". "Espero que tengan algo de corazón para no hacerlo, pero sí son capaces. Creo que hay diferentes planes, no sólo uno", aseveró.

Por otra parte, el ex presidente insistió en que tiene indicios que confirmarían la muerte de 12 personas –el Gobierno golpista sólo informó sobre dos- en los enfrentamientos registrados entre los seguidores del derrocado gobernante y las fuerzas de seguridad en los últimos cuatro días. "Ellos lo ocultan, recogen los cadáveres y los declaran como desaparecidos", aseguró.

Además, Zelaya contó que "se inició el diálogo" con diferentes sectores hondureños tras reunirse con el obispo auxiliar de Tegucigalpa, Juan José Pineda. El presidente derrocado hace casi tres meses ya afirmó que conversará con diferentes personalidades hondureñas para que contribuyan a encontrar una solución a la crisis que afecta al país centroamericano.

"No puedo dar nombres de las personalidades que van a venir, sí es importante lo que se está haciendo con el sector privado, con sectores religiosos, con los medios de comunicación, igual que con el sector político", dijo.

Por otra parte, el candidato que buscará ganar la presidencia en las elecciones que se celebrarán el próximo mes de noviembre, Elvin Santos, anunció que irán a dialogar con Zelaya luego de entrevistarse con Micheletti. "Somos la institucionalidad democrática del país, pero nosotros no somos los que tenemos en este momento la potestad sino que más bien tenemos la intención de que Honduras pueda vivir en paz y tranquilidad", dijo.

Zelaya reapareció en su país el lunes, 86 días después del golpe de Estado del pasado 28 de junio, cuando fue expulsado de Honduras y el Parlamento designó a Micheletti como presidente.

Comentá la nota