"No se meta con Venezuela, Obama, no siga el camino del torpe de Bush"

El presidente venezolano incriminó a su colega de EE.UU. por los informes de Washington que dejan mal parado a su país en narcotráfico y DD.HH. "Encárguese de lo suyo que yo me encargo de lo mío, compadre", recomendó.
El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, le pidió hoy a su colega de Estados Unidos, Barak Obama, que "no se meta" con él, al aludir a informes de Washington sobre la situación de los derechos humanos y del narcotráfico en el país suramericano.

"No se meta conmigo, señor Obama", exclamó el jefe de Estado de Venezuela en una alocución transmitida en cadena nacional obligatoria de radio y televisión.

"No se meta con Venezuela, Obama, no se equivoque, no siga el mismo torpe y estúpido camino" de su antecesor, George W. Bush, añadió tras recitar una copla del folclore venezolano: "Yo soy como el espinito que en la sabana florea: le doy aroma al que pasa, pero espino al que me menea".

Además de esos informes, Chávez dijo que Obama lo nombró a él, "con nombre y apellido", como uno de los presidentes que no colabora en la lucha contra el narcotráfico y de haber transformado a Venezuela "en uno de los países que más apoya el narcotráfico".

"El país donde más se apoya el narcotráfico en todo este planeta se llama Estados Unidos, país que gobierna, creo yo que lo gobierna, aunque tengo dudas de que Obama gobierne", añadió al señalar al gobernante demócrata como seguidor del republicano Bush.

"Es el bushismo. ¿Será que hay un nuevo Gobierno en Estados Unidos o sigue mandando Bush? Obama parece que es el continuador del bushismo", pero "independientemente del imperio, sus mentiras y agresiones esta revolución seguirá su rumbo y Venezuela seguirá siendo cada día más independiente y soberana, señor Obama, para que lo vaya sabiendo, caballero", prosiguió.

Chávez insistió en que Estados Unidos "es el primer consumidor de drogas del mundo" y se preguntó: ¿Cómo es eso que no puede detener el ingreso de la droga a su propio territorio? íQué cinismo!".

"Obama: encárguese de lo suyo que yo me encargo aquí de lo mío, compadre", dijo y prosiguió que ni a él ni a su Gobierno les "van a reducir ni intimidar, ni nada" desde Estados Unidos.

Chávez insistió en que en su país se ha "golpeado al narcotráfico como nunca antes" y confirmó su acusación de que la DEA, la agencia estadounidense de lucha contra las drogas, "apoyaba el narcotráfico y el golpismo" y por ello decidió hace unos años su salida de Venezuela.

También acusó a Estados Unidos de ser el país que más viola los derechos humanos de su pueblo y de otros, y de incluso haber legalizado la tortura y de continuar los bombardeos en Irak.

"Sus soldados siguen matando niños, señor Obama", dijo y agregó que su colega estadounidense al parecer "no se ha enterado de Israel y de su agresión genocida contra el pueblo palestino".

Chávez inició y concluyó su alusión a Obama recalcando que no había querido referirse a su colega estadounidense para que "después no digan" que él fue el que "empezó a tirar piedras".

No obstante, Chávez sostuvo la víspera que "no hay que hacerse grande esperanzas" con Obama,

ya que el nuevo Gobierno de Estados Unidos "seguirá siendo" imperialista y "atropellando a los pueblos".

Comentá la nota