Mestre priorizó la gobernabilidad.

El senador nacional electo Ramón Mestre aseguró que los resultados electorales de ayer dejaron "al descubierto el fracaso de la gestión" del Frente Cívico en la Municipalidad de Córdoba, e incluyó en esa derrota a Luis Juez.
Mestre instó a las fuerzas políticas con representación en el Concejo Deliberante a "colaborar en la gobernabilidad de la ciudad" ya que, según insistió, los próximos días pueden ser difíciles para los vecinos por la persistencia del conflicto con los municipales. "El radicalismo va a trabajar por la paz social", aseguró.

Por su parte, el diputado electo Oscar Aguad le reclamó a la presidenta Cristina Fernández que "tome nota de que Córdoba se pronunció por un cambio de rumbo". "El problema de Córdoba es complicado, sufre discriminación del gobierno nacional, eso es indudable, pero el gobierno provincial tiene sus culpas porque los diputados nacionales de Unión por Córdoba han votado todas las leyes con las cuales el kirchnerismo hoy somete" a la provincia, recalcó.

Aguad y Mestre coincidieron en que el radicalismo priorizará ganar la provincia en 2011 y evitaron precisar si el resultado de ayer obedece a que no fueron en alianza con el juecismo. "Si no se hubiera dado este resultado, no habría cambiado la visión que teníamos sobre la constitución de la alianza", dijo Mestre. "Hemos tenido muchas diferencias en lo metodológico y en lo procedimental con la gestión Juez que fracasó", remató.

Comentá la nota