Messi: Barcelona se aseguró a su megaestrella hasta 2016

Su nuevo salario es de 11 millones de euros anuales. Pero hay un plus por objetivos deportivos.
Lionel Messi extendió ayer su contrato con Barcelona, de 2014 a 2016, por lo que la cláusula de rescisión con la institución catalana pasó de 150 a 250 millones de euros --unos 368 millones de dólares-- y su nuevo salario anual se fijó en unos 11 millones de euros más un máximo del 30 por ciento de incentivo por objetivos deportivos cristalizados.

"Quiero hacer toda mi carrera aquí, si es posible, y con tranquilidad. Me siento uno más de un grupo espectacular de jugadores donde hay un equipo muy bonito, muy unido. Me siento como uno más para seguir ganando cosas", declaró el notable delantero de la Selección argentina, de apenas 22 años, quien llegó a Barcelona cuando apenas tenía sólo 13 y que, de cumplirse con lo firmado, seguiría en el club hasta los 29.

"Es una inmensa noticia la renovación del contrato de Messi, como también lo fue cuando eso sucedió con otros referentes del club como Víctor Valdés y Xavi. La gente va al fútbol a ver a los mejores jugadores y estos jugadores lo son", respondió el director técnico Josep Guardiola cuando se lo consultó sobre la importancia del nuevo arreglo con el futbolista que se inició en la divisiones inferiores de Newell's.

Messi fue una pieza clave durante la temporada pasada cuando Barcelona consiguió un triplete de títulos sin precedentes en el fútbol de España: ganó el campeonato local, se adjudicó la Liga de Campeones y se coronó en la Copa del Rey.

De la trascendental reunión participaron Rodrigo Messi, el hermano de la estrella, y cinco dirigentes de Barcelona: el presidente Joan Laporta, los vicepresidente Rafael Juste y Joan Boix, el secretario técnico Aitor Beguiristain y el director de fútbol, Ral Sanllehí.

Laporta aseguró que "esta es la mejor noticia que hoy día puede recibir la gran familia del Barcelona. No se puede entender, en estos momentos, al Barsa sin un jugador de la calidad de Leo Messi. Y el Barsa se entiende muy bien con Messi".

El argentino, principal candidato para ser elegido por la FIFA como el mejor jugador de 2009, está en condiciones de alcanzar los 15 años ininterrumpidos luciendo la camiseta azul y granate.

Para entender mejor los flamantes números que posibilitaron el acuerdo entre el club y el futbolista valen como referencia los valores que posibilitaron las llegadas del portugués Cristiano Ronaldo y el brasileño Kaká al otro poderoso de España: Real Madrid.

Ronaldo, procedente de Manchester United, arribó a Real luego de que los clubes acordaran la cláusula de rescisión en 94 millones de euros. El notable delantero firmó un contrato por seis temporadas y sus ingresos anuales bordean los 13 millones de euros.

Kaká partió de Milan luego de que Real abonara la cláusula de rescisión valuada en 65 millones de euros. A los 27 años acordó un contrato por seis temporadas y cobra 9 millones de euros por año.

A partir del momento en que se dio a conocer la ampliación del vínculo, Barcelona se convirtió en una caja de resonancia tanto en los medios de comunicación audiovisuales como en los tradicionales centros de reunión como bares, restorans y shoppings. En las casas de venta de artículos deportivos, la camiseta de Messi volvió a ser adquirida como un artículo de primera necesidad. Es que ya no constituye una novedad que, como cantaría Joan Manoel Serrat, entre Barcelona y Messi hay algo personal.

Comentá la nota