La Mesa de Enlace intenta frenar los escraches, pero no la movilización

La Mesa de Enlace intenta frenar los escraches, pero no la movilización
Antes de la cita, Buzzi llamó a mantener los reclamos "sin violencia". La titular de la Sociedad Rural de Lobería consideró ante Criticadigital que la vuelta del gobernador Scioli a la localidad le parece "una provocación inútil".
Tras la sucesión de escraches al gobernador Daniel Scioli en Lobería y al diputado Agustín Rossi en Venado tuerto, se espera que la Mesa de Enlace se pronuncie esta tarde contra este tipo de protestas de ruralistas, pero llamará a mantener las protestas "sin violencia", anticipó Eduardo Buzzi, de la Federación Agraria.

"La Mesa de Enlace debe ser categórica: manifestación sí, violencia no", remarcó Buzzi. Las entidades del campo se reunirán en la sede de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), en la calle México al 600, desde las 14.

En ese contexto, Buzzi dijo que los productores tienen derecho a protestar contra los candidatos oficialistas, porque de otro modo "estaríamos ante la monarquía de Néstor I".

De todos modos, el titular de la Federación Agraria aclaró que los ruralistas no deben mantener la metodología del "escrache", porque eso implicaría una "torpeza" que en definitiva pondrá a la opinión pública contra la Mesa de Enlace.

SCIOLI VUELVE A LOBERÍA. Pese a sufrir una lluvia de huevos y piedras el jueves pasado, el gobernador bonaerense Daniel Scioli volverá a pisar Lobería, dispuesto a mostrar que puede caminar por Buenos Aires sin recibir agresiones.

En tanto, en diálogo con Criticadigital, la titular de la Sociedad Rural de Lobería, Cecilia Otamendi, sostuvo que "rechaza las protestas violentas y desde la entidad no la avalan. Sin embargo, algún afiliado con mucha bronca puede realizar algún acto de repudio por la situación en la que está el campo".

Además, la ruralista consideró que es "una provocación inútil que el gobernador visite el interior de la provincia en momentos en que los ánimos están tan caldeados por la crisis del campo".

Por el ataque de la semana pasada, fueron detenidos tres personas y Scioli separó al jefe de la policía local.

En plena campaña, y a menos de un mes de las elecciones, el gobernador se tomará revancha y regresará a Lobería. Allí buscará completar la recorrida oficial que quedó trunca el jueves a causa de la agresión. Scioli tiene previsto recorrer la planta de aceite de girasol, Oleaginosa del Sur, e intentará concretar alguna otra visita acompañado por el intendente kirchnerista Hugo Rodríguez.

NUEVOS CRUCES ENTRE BIOLCATI Y ANÍBAL F. En tanto, el presidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), Hugo Biolcati, intentó bajarle el tono a la polémica con el Gobierno y calificó este martes como una "exageración" que el ex presidente Néstor Kirchner haya dicho que la dirigencia del campo cambió "tanques por tractores" al supuestamente propiciar recientes escraches contra funcionarios en campaña.

"No hay que estar discutiendo esto de los tanques o de los tractores, que me parece una exageración del ex presidente", declaró Biolcati a radio Continental, aunque enmarcó los escraches en "una situación real, que uno tampoco puede evitar".

Pese a estos intentos, desde la Casa Rosada, el ministro de Seguridad y Justicia, Aníbal Fernández, insistió en que Biolcati, es "quien motiva este tipo de intenciones" golpistas que manifiestan algunos dirigentes ruralistas.

Comentá la nota