Meoni deberá hacer frente a nuevas demandas salariales.

Las peticiones, que giran entre el 40 y 50 por ciento podrían llegar a generar complicaciones financieras en las arcas comunales. Daniel Rosetti trazó una estrategia de recategorizaciones para que personal idóneo y especializado pueda tener una mejora en sus remuneraciones.
El gobierno municipal de Andrés Meoni deberá hacer frente en este año a nuevas demandas de incrementos salariales, lo cual podría llegar a generar dificultades en el desenvolvimiento administrativo comunal, y que tal vez obligue, avanzado el año, a pretender generar un nuevo incremento de tasas, ya que el Ejecutivo tuvo dos reveses graves, el primero de ellos cuando se trató el presupuesto 2009 y donde por mayoría se aprobó un incremento de tasas menor al pretendido por el gobierno de Mario Meoni y el segundo con la derogación de la tasa de infraestructura urbana y de obras sanitarias que estaba contenida en la boleta de conservación de la vía pública, contramarcha que generó una baja en la cobrabilidad de dicha contribución (ver página 5).

Los pedidos de incremento salarial pueden llegar a generar un escenario complejo en este 2009 y que ya viene de arrastre, lo cual es evidente ante el significativo atraso de obras, algunas de ellas de muy fácil resolución.

A pesar de que se anuncian obras nuevas, como por ejemplo, el pavimento en 13 cuadras del Barrio Evita 1, precisamente en este barrio ya hace varios meses que está paralizada la reconstrucción de su plaza principal, como también está demorada, aunque con avances muy lentos, casi esporádicos, la ampliación de la plaza España en la avenida San Martín y Rivadavia, uniéndola con la fuente ornamental erigida allí.

Estas son claras evidencias de complicaciones que está teniendo el Ejecutivo comunal, plasmadas en estas paralizaciones y demoras.

Los reclamos gremiales

En cuanto al tema de los pedidos salariales que se vienen, Juan Pablo Niriche, titular del Sindicato de Obras Sanitarias, dijo que tras una reunión llevada a cabo el viernes último por parte de trabajadores del sector, se acordó –por unanimidad- pedir un aumento del 40% en materia de sueldos y una suba del 10% del presentismo.

Niriche dijo que “ahora habrá que sentarse a negociar. Entendemos la situación del país, a todos nos afecta la crisis pero a nuestro bolsillo también”.

Los reclamos del sector pasan por los aspectos salariales, pase a planta permanente de empleados contratados, mantenimiento y obra, estado de la planta vehicular e ingreso de personal.

“Nos faltan cubrir los puestos de entre 9 y 10 operarios más en Obras Sanitarias”, dijo Niriche en declaraciones periodísticas.

“Habrá que hablar con el Intendente y sus secretarios y escuchar las ofertas, pero creemos que lo justo es entre un 40 y un 50%”, reiteró el dirigente sindical.

La alternativa de Rosetti

Por su parte, el secretario general del Sindicato Obreros y Empleados Municipales de Junín, Daniel Rosetti, recordó que “para 2009 estaba pautado un 10%, dividido en enero y febrero pero tras la negociación efectuada en su momento, se adelantó ese porcentaje al mes de diciembre, junto con el aguinaldo, que ayudó mucho al salario”.

Anticipó que la intención para este año es buscar otro 10 por ciento más pero “debemos entender que éste es un año muy difícil para todos”, dijo el dirigente sindical por lo cual agregó que su idea es generar recategorizaciones, que posibiliten una mejora en el sueldo de esos empleados beneficiados, como puede ser el caso de personal de Talleres, enfermeros, médicos y las docentes de los jardines maternales municipales.

La postura de Rolla

A lo mencionado se agrega el anuncio que formuló la semana anterior, Osvaldo Rolla, secretario general del Sindicato de Trabajadores Municipales en oportunidad de la inauguración de la nueva sede de dicha entidad gremial.

En ese momento Rolla anticipó que “vamos a seguir pidiendo aumento para empleados municipales” a partir de marzo. El porcentaje que se solicitará al intendente Meoni es un cuarenta por ciento de aumento, cifra que fue consensuada en un plenario de delegados en la ciudad de Mercedes y que será respaldada por la Federación a la que pertenece la entidad sindical de nuestra ciudad.

“Vamos a ver de qué manera podremos consensuarlo con el Intendente y esperamos que no se repita el conflicto del año pasado”, expresó.

Rolla dijo en esa oportunidad que las relaciones con Meoni son buenas. “No hay ningún problema. Seguimos adelante. Somos sindicalistas y políticos”, respondió el dirigente.

Comentá la nota