Mensajes a la oposición en la inauguración del dique Caracoles

Con la presencia presidencial y en teleconferencia con Caracoles, se dejó generando la central hidroeléctrica. Durante los discursos, tanto Gioja como Cristina aclararon puntos a la oposición.
Todo era fiesta ayer en Casa de Gobierno cuando la presidenta Cristina Fernández de Kirchner ingresó a la Sala Rogelio Cerdera para, a través de teleconferencia, dejar inaugurado el dique Caracoles con su generación de 125 megavatios que generarán las dos turbinas de 62,5 megavatios cada una.

La fiesta se iba descomprimiendo a medida que el paso del tiempo y la actitud de los protagonistas hicieron que algunos chistes y comentarios bajaran el nudo que muchos aseguraron tener en sus gargantas por ver concluida la tarea que tanto costó completar.

La claridad del logro lo manifestó la misma Presidenta, quien durante la teleconferencia con el titular del EPSE, Francisco Alcoba, dijo: "En la Argentina hubo durante mucho tiempo gobiernos que pensaron que no era necesario producir o trabajar. Otros que fueron elegidos por el voto popular, que no sé si será por incapacidad o por qué será, creyeron que solamente podíamos ser un país de servicio o servicios financieros. Lo que hacemos acá es una reafirmación de identidad y de nuestras propias capacidades como argentinos, profesionales, técnicos, obreros. Es un creer en nosotros mismos y saber que las cosas que nosotros no hagamos por nosotros, nadie las va a venir a hacer. Hoy no es solamente el acto de inauguración de una central hidroeléctrica también es un acto de patriotismo".

A quien corresponda

Respaldados por el gran acto de inauguración y por la prueba irrefutable de lo conseguido, tanto el gobernador José Luis Gioja como la jefa de Estado Cristina Fernández enviaron mensajes a quienes vienen cuestionando sus respectivas gestiones.

"Para nosotros era barajar y dar de nuevo, eso significó identificar los problemas y solucionarlos. Hicimos una propuesta y obtuvimos todo el apoyo de la Nación. En Caracoles hay 560 mil millones de litros de agua guardada porque por ahí se dicen pavadas. Los que más necesitamos cuidar cada gota de agua dulce que tenemos somos los sanjuaninos y jamás haríamos algo para no usar al mango esa agua", aseveró Gioja.

Por su parte, la mandataria nacional invitó a propios y ajenos a recordar lo que sucedía en el país en 2003 cuando el kirchnerismo asumió el poder y que lo comparen con lo que hoy sucede, a pesar de que faltan cosas por hacer manifestó en su discurso.

Comentá la nota