“El mensaje fue un autobombo con todas sus obras públicas”.

“El domingo comenzó un nuevo año de la democracia pavimentadora y del clientelismo”.
Así se refirió el dirigente democristiano José Páez al inicio de las sesiones legislativas que inauguró el gobernador, José Alperovich. El presidente de la DC, manifestó que el mensaje fue un clásico “autobombo”. “Hizo un recuento de las innumerables obras realizadas con recaudación récord y remisión de fondos nacionales. Pero lo que no contó fueron los $ 5.000 millones que gastó y que endeudarán a futuras generaciones”, apuntó. Para Páez, aquel no fue el único olvido del titular del PE. “Tampoco hizo mención a los intentos de erosionar el Poder Judicial, de someter a la Legislatura a sus decisiones, sobre la limitación a la libertad de prensa o de sus intentos de perpetrarse en el poder”, planteó.

Comentá la nota