Con menos recorridos pero más amplios, el colectivo llegará a todos los puntos de la ciudad

La flamante empresa presentará sólo dos trazados al principio, pero los transportistas locales pasarán por otros destinos para completar el mapa de Junín.
Luego de otra reunión entre concejales, transportistas locales, representantes de la empresa y funcionarios del Municipio, avanzan las negociaciones para que Junín tenga el sistema de transporte público que se debe desde hace aproximadamente una década.

En la reunión concretada ayer en el Salón Azul del Concejo Deliberante, se trataron dos temas claves: cómo quedan los transportistas locales y de qué manera comenzará a funcionar el colectivo.

Para los primeros se bajó un mensaje clarito: “Ustedes son prioridad”. Es que concejales y Municipio reconocen que, en todos estos años en los que no hubo otro transporte del tipo, ellos estuvieron “poniéndole el hombre”.

Por eso, luego de las inquietudes que plantearon los Lafit –que se ocupa del servicio a Agustín Roca– y de Transportes Pepa –que cumple con el recorrido hasta la Laguna– el Municipio y los concejales tuvieron otro encuentro en el que acordaron un trazado que no los perjudique.

Pero el beneficio llegó con una exigencia. Ambos transportistas deberán ampliar sus recorridos y llegar a determinados puntos que, como al principio la nueva empresa sólo cumplirá con dos circuitos, quedarán descubiertos.

Así, según explicaron desde la comisión de comisión de Obras Públicas, Planeamiento, Transporte y Tránsito y el Municipio, buscarán llegar a todos los puntos de la ciudad ya desde el primer momento.

Acuerdos

“Acordamos varios puntos. Entre ellos que casi cubriremos casi todo el mapa: la clínica La Pequeña Familia y las unidades penitenciarias, por ejemplo, también tendrán algún servicio de colectivo”, dijo Soledad Massari, una de las ediles presentes en la reunión.

“Hay que agradecer la buena voluntad de todos los que participan porque vamos cumpliendo con los objetivos. Cada avance es muy importante”, destacó.

De todas maneras, reconoció que aún falta mucho. “Lo nuestro es una carrera contrarreloj, porque, aunque no queremos hablar de fechas, el objetivo es que estén disponibles lo antes posible”, dijo.

“Tenemos reuniones diarias para solucionar temas clave como las paradas, los semáforos, los lugares en los que girarán los colectivo. Es arduo porque hay que escuchar a todos y pensar en todos los lugares”, finalizó Massari, que anticipó que la semana que viene comenzará otro gran tema: las tarifas de los colectivos.

Comentá la nota