En menos manos, la superficie cultivada de Mendoza creció 34%

En menos manos, la superficie cultivada de Mendoza creció 34%
Entre 2002 y 2008 desaparecieron 6.400 unidades productivas, una baja del 20,9%.
Los primeros datos del Censo Nacional Agropecuario del Indec revelan que entre 2002 y 2008 cerraron 6.403 establecimientos agropecuarios en Mendoza. Esto representa una pérdida del 20,9% en la cantidad de unidades productivas que en la actualidad suman 24.237.

Sin embargo, hay otro dato significativo que se desprende de este estudio y es que la provincia ha tenido en el mismo período referenciado un crecimiento del 34,7% en su superficie cultivada, que a la fecha suma 8,64 millones de hectáreas.

Una expansión de la producción local que supera ampliamente a la media nacional (cerró en negativo) y deja a la provincia en el primer puesto del ranking de evolución de las hectáreas cultivadas entre 2002 y 2008.

En cuanto a la cantidad de unidades productivas que cerraron en todo el país, esta cifra asciende a casi 60.000 y las provincias más perjudicadas son: Buenos Aires con 20.386 empresas agropecuarias desaparecidas; Corrientes con 10.120, Mendoza con 6.400; Santiago del Estero con 5.554, Entre Ríos con casi 4.000 y, por último, Tucumán con más de 2.550.

Esto indica, al menos den Mendoza, que los pequeños y medianos agricultores han ido perdiendo sus establecimientos en estos últimos años mientras que los grandes inversores del sector han continuado su estrategia expansiva aumentando la superficie cultivada total.

Desde la Federación Agraria Argentina, Fabián Núñez dijo que "en Mendoza la caída es consecuencia directa de la falta de rentabilidad. A lo que se le suma, las inclemencias climáticas, la falta de precios y pérdidas de mercados". En su opinión, los sectores locales más perjudicados serían el frutícola, olivícola y vitivinícola, en ese orden.

Mario Leiva, representante de la Sociedad Rural del Valle de Uco, declaró al respecto que "en los últimos 15 años la provincia perdió un 25% de tierras aptas para el cultivo", además de destacar que el 70% de los productores locales no están en capacidad de tomar ningún tipo de financiación.

Asimismo, Leiva dijo que antes del 2004 la ganadería local había crecido un 25% y que en estos últimos años se ha detenido. También aseguró que de las 110 mil hectáreas que hay en producción ganadera se podrían duplicar con plantación de forraje para ganado.

El presidente de la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria (CCIA) de San Rafael, Alejandro Salafia, confirmó estos datos y además agregó que en el Sur de la provincia hay un "amesetamiento de la actividad agropecuaria desde la crisis del 2001". Salafia aseguró que la producción primaria como la viticultura y horticultura han sido las más afectadas. "En el Sur no ha habido inversiones como en el Valle de Uco", dijo.

El presidente de Bodegas de Argentina, Juan Carlos Pina, afirmó que "hemos detectado que los pequeños productores tienen más problemas que los grandes".

"En realidad, el sector más castigado es el de la olivicultura", señaló Juan Zuloaga presidente de la Cámara Olivícola de Mendoza, quien cifra la caída del sector en un 40% en cuanto al precio y a la producción.

Frente al deterioro de los pequeños, el terreno cultivable (censado en 8,64 millones de hectáreas) avanzó en los últimos 6 años un 34% gracias a los grandes inversores extranjeros y nacionales. Más superficie en menos cantidad de unidades productivas muestra un proceso de concentración donde los pequeños agricultores dejaron sus tierras a manos de emprendimientos de mayor escala.

Comentá la nota