Mendoza es la segunda zona del país donde el consumo fue menor

Sólo fue superada por el conurbano bonaerense. En mayo las ventas en supermercados subieron 12,8% menos que la inflación.
Con datos a mayo de este año, Mendoza se ubica como la segunda jurisdicción del país donde menos crecieron las ventas en los supermercados, según el Indec.

Es más, con un incremento interanual (mayo contra igual mes de 2008) del 12,8% en facturación, la provincia se ubica sólo por detrás del conurbano bonaerense, que está primero con una suba del 11,9%, y muy por debajo de la inflación acumulada en los últimos 12 meses que llega al 16% según la UNCuyo.

La facturación en las grandes superficies locales en mayo fue de $ 259.756, mientras que en el mismo mes pero del 2008 se llegó a los $ 230.220. Así, el crecimiento en las ventas de supermercados de Mendoza se ubicó por debajo de otras jurisdicciones como Córdoba (+14%), Entre Ríos (+21,5%), Neuquén (+15%) o Salta (15,2%).

La variable inflación es clave. En julio la canasta básica (parcial) tuvo un aumento del 0,8% en relación a mayo, según la última medición del Departamento de Investigación Económica de la Universidad Nacional de Cuyo.

De acuerdo a los resultados de esta investigación, en los últimos 12 meses la inflación de la canasta básica de Mendoza acumula una suba del 16%.

Comparado este dato inflacionario con la evolución bruta en la facturación de los supermercados, permite deducir que el leve crecimiento en las ventas (12,8%) que han tenido estos centros de consumo no ha alcanzado ni a compensar la inflación reinante, por lo que se estima una caída real del nivel de ventas en la provincia.

En tanto, si se analizan los distintos rubros dentro del total de las ventas en supermercados, el segmento de productos alimenticios básicos son los que han caído en facturación entre mayo de 2008 e igual mes de 2009. Las frutas y verduras bajaron un 3,1% en ese período, mientras que la facturación por venta de carnes se retrajo 13,5%, según los datos del Indec para Mendoza.

En tanto, las medición de los lácteos, según los datos de esta medición, tuvieron un leve crecimiento del 3,1% en igual período.

Los sectores que tuvieron un mayor progreso en sus ventas fueron los relativos a Panadería que alcanzó el 57,4%; Indumentaria, Calzados y Textiles para el hogar 49,5% y limpieza y perfumería 38,8% (ver gráfico).

De acuerdo a los especialistas consultados, (Vea, Átomo y Wal-Mart informaron desconocer los datos del Indec y prefirieron no hacer declaraciones ante la consulta de Los Andes) se puede llegar a otra conclusión y es que "las ventas han ido en caída permanentemente y la gente se va restringiendo cada vez más en vestimenta, salidas (ocio y esparcimiento), zapatería y ahora en alimentos. Esto indica el aumento de la pobreza", declaró Marta Rizo de Prodelco.

Para Rizo, "el consumidor evita hacer sus compras de alimentos en las grandes superficies para busca ofertas en otros lados como en los mercados cooperativos en los cuales el valor de las frutas y verduras es hasta un 60% menor".

Para esta especialista, los supermercados con sus ofertas tratan de atraer a los consumidores pero en el caso de algunos artículos o tipo de alimentos no los compensa debido a sus altos precios.

El gerente del Centro de Almaceneros, Juan Carlos Nieto, dijo que "la recesión es muy marcada y los almacenes de barrio ganan clientes por sus bajos precios en frutas, verduras y fiambres", además de mencionar que son negocios cercanos a los hogares.

Comentá la nota