Mendoza espera plata del FMI para el déficit

Mendoza espera plata del FMI para el déficit
Cristina y Jaque negocian en silencio un envío de recursos que podría bajar hasta un 80% la necesidad de endeudamiento. La ayuda llegaría a todas las provincias.
La presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, está preparando un salvataje general que podría cubrir hasta 9 mil de los 11 mil millones de pesos que acumula el rojo de las provincias argentinas.

Según pudo saber Los Andes, para ello apelaría al dinero proveniente del Fondo Monetario Internacional que llegaría antes de fin de año. Se trata de 2.500 millones de dólares que corresponden a nuestro país como integrante del organismo internacional, en concepto de Derechos Especiales de Giro, algo así como un "reparto de utilidades" entre socios de una empresa privada.

Si bien no han trascendido detalles de la operatoria que encararía el Gobierno nacional con el de Mendoza, se estaría negociando si se trata de un préstamo blando o lisa y llanamente un subsidio a los Estados provinciales.

Los cálculos extraoficiales previos permiten especular con que Mendoza puede recibir hasta 400 millones de pesos, aunque la cifra no está confirmada oficialmente y podría ser menor. Una llegada de fondos de este volumen significaría cubrir el 80% del déficit presupuestario real de la Provincia y los municipios para este año y podría achicar la necesidad de financiamiento adicional a 100 millones de pesos.

La decisión aún no ha sido tomada en la Casa Rosada, pero ayer fue uno de los temas analizados por la Presidenta con el ministro de Economía, Amado Boudou, a su regreso de Estambul tras su participación en la Asamblea de Anual del FMI. Esta idea se negocia en el más estricto silencio entre la Nación y las provincias con "rojo" presupuestario, entre las cuales está Mendoza y -se descuenta- Buenos Aires.

Sin que se avanzara demasiado, algunos detalles de este operativo sobrevolaron las reuniones que mantuvo en las últimas 48 horas el ministro de Hacienda, Adrián Cerroni, tanto con diputados (el martes en la Legislatura) como con senadores (ayer miércoles en la Casa de Gobierno).

Legisladores de todas las bancadas han manifestado al Ejecutivo un acompañamiento generalizado para que encare y atienda la necesidad de financiamiento existente pero, al mismo tiempo, le reclaman celeridad en la adopción de medidas que consideran "urgentes".

A la espera

El gobernador, Celso Jaque viene demorando la resolución final de la herramienta financiera que deberá utilizar entre una Letra de Tesorería, un préstamo bancario, una cuasimoneda (que inicialmente descartó pero luego reflotó a instancias del cobismo) o un bono internacional vinculado a un préstamo puente (adelanto de fondos).

Es que espera la llegada de algún auxilio de la Nación que disminuya sustancialmente la necesidad de endeudamiento de la Provincia para este año.

"Insistimos en algunas otras cosas que necesitamos conversar con la Nación", dijo Jaque a Los Andes el sábado pasado sin aportar mayores precisiones. Aclaró que esta eventual ayuda de la Nación "no está referida a la deuda mendocina con el Estado nacional, ya que ésta está atendida a través del PAF (Programa de Ayuda Financiera)".

En esa oportunidad, Jaque únicamente se limitó a decir que "tiene que ver con el déficit que surgió producto de la disminución en la recaudación con relación a lo previsto y con el incremento en los gastos como el de salud por la pandemia. Hay algunas situaciones que hay que analizar y esta realidad también la están padeciendo los municipios. Estamos buscando una salida integral".

Así, no terminó de identificar el formato del salvavidas nacional que sigue esperando.

A pesar del hermetismo oficial, este diario pudo confirmar ayer que "el salvavidas" tiene forma de salvataje generalizado para las provincias mediante el empleo de dineros provenientes del FMI. El Gobernador tiene proyectado reunirse con los intendentes en los próximos días, entre lo que queda de esta semana y la otra, para avanzar en definiciones sobre la forma de "llegar a fin de año" en las comunas.

La fecha final en la que se producirá este encuentro puede ser la confirmación de definiciones en el salvataje que negocia el Gobierno local con el nacional. Por lo pronto, ayer el kirchnerismo ya emitió el dictamen en el Congreso para avanzar en la modificación de la Ley de Responsabilidad Fiscal.

Comentá la nota