Un mendocino patentó un nuevo método para lograr imágenes en 3D

Leonel Maza desarrolló un dispositivo que intenta reproducir fiemnete la visión del ojo humano.
Curiosidad, ingenio y empeño llevaron al lujanino Leonel Maza a comenzar a desarrollar a principios de 2000 un dispositivo visor de imágenes tridimensionales y el método para poder lograrlas.

En diálogo con Ciudadano, Leonel explicó que a principios de esta década se dio cuenta de que los productos que había en el mercado sobre tecnología en tres dimensiones y realidad virtual no saciaban sus necesidades, por eso se planteó "ir más allá" y comenzó un camino que lo llevó a investigar y a desarrollar un método "que sirve como nexo entre la tecnología 3D y la realidad virtual".

Así, en 2006 Maza presentó en el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial su proyecto, con el objetivo de patentar este nuevo dispositivo. Un año después, el mismo fue publicado en el boletín de este organismo. Sin embargo, según destacó Maza, "al día de hoy todavía no obtengo la patente y para poder desarrollarlo necesito de ese respaldo, pero la tecnología sigue avanzando y uno tiene que quedarse y eso te tira para atrás".

Según dijo este emprendedor mendocino, a través del dispositivo y del método que desarrolló intenta crear una mayor sensación de profundidad entre los objetos.

Además, a diferencia de los conocidos lentes 3D, lo distinto que plantea es que esta imagen que se puede ver no es bicolor, sino que la misma intenta reproducir la visión que tiene el ojo humano.

"La tercera dimensión tiene que nacer en el campo de los ojos", sostiene Maza, y explica que el dispositivo consta de dos partes. En la primera de ellas se encuentran dos cámaras que captan las imágenes deseadas, las que pasan a un visor que el usuario se coloca y allí es donde percibe lo grabado. Lo destacado de este artefacto es que "no utiliza un filtro de dos colores (rojo y azul) y por lo tanto deja a la imagen con todas sus gamas de colores".

Además, según destacó Maza, "al poseer dos visores independientes uno del otro con detalles únicos del objeto capturado y definir un método para visualizar imágenes tridimensionales, se pueden capturar dos imágenes bidimensionales por medio de dos cámaras que sólo pueden ser interceptadas en el dispositivo visor por medio de la visión estereoscópica humana".

Si bien este inventor mendocino no pierde las esperanzas de que su trabajo pueda seguir desarrollándose, destacó, desalentado, que la falta de apoyo a la hora de desarrollar tecnologías y la burocracia al momento de patentarlas, hace que "muchos se queden en el camino porque no hay un buen trato para los emprendedores".

Comentá la nota