Mendioroz afirmó que "lo estructural sigue siendo la modificación de la ley de coparticipación federal"

En declaraciones realizadas hoy, el vicegobernador Mendioroz insistió en que "hasta que no haya una reforma integral de la ley 23.548 que apunte a una mayor equidad fiscal entre la Nación y las provincias, los problemas que hoy tenemos se agravarán, ya que mientras Nación percibe casi el 75 por ciento de los recursos totales, debe afrontar un gasto público que ronda el 30 por ciento del total".
El mandatario consideró que es importante que se haya coparticipado una parte de las retenciones a la soja, pero si de cada cien pesos que entran como total de recursos públicos, a las provincias les llega sólo un 25 por ciento y ni siquiera se cumple con el piso que establece la 23.548 del 34 por ciento, las cosas se agravarán en estos tiempos de crisis, estancamiento y recesión en el mundo.

Explicó además que "estamos en condiciones de afirmar que desde 1991 a la fecha, Río Negro por ejemplo, ha perdido el equivalente a un Producto Bruto Ggeográfico anual – aproximadamente 15 mil millones de pesos– a valores corrientes actuales, por las distintas exacciones que se nos han hecho desde los distintos gobiernos nacionales desde aquella fecha y sólo en 2008 se estima en casi $ 800 millones la pérdida para nuestra provincia".

"No podemos comparar a Rio Negro con provincias que tienen ingresos del petróleo, del gas y de las regalías. Es una provincia que cuando le va bien a la economía crece más que la media del país, porque se fortalece con paridad de cambio competitiva, pero en los años malos sufre más que la media, porque sus recursos están atados a la economía regional, a sus recursos naturales, la producción primaria, exportación y turismo", agregó.

Mendioroz destacó que "hay algunos proyectos que plantean resolver esta cuestión en el Congreso Nacional. El senador Pablo Verani es uno de los que está instalando fuerte este debate que yo acompaño, aunque sea en forma de pacto fiscal o como se plantee".

En este sentido señaló que "necesitamos por un lado, un piso que permita el financiamiento de las provincias, que hoy muchas están desfinanciadas y con problemas también con el sector educativo, y por el otro, que Nación le de el mismo tratamiento que ha tenido Nación por parte de sus acreedores, a una deuda que tenemos de un presupuesto provincial, lo que daría mayor liquidez a la provincia y más recursos para resolver estos conflictos que nos están pegando fuerte".

Para finalizar, el vicegobernador reflexionó que "si bien debimos haber encarado esa reforma estructural junto a la del sistema tributario actual, que es altamente regresivo y procíclico, en los años de vacas gordas y alto crecimiento del producto, sería auspicioso que, teniendo en cuenta cuestiones de calidad institucional que nos debemos, afrontemos cuanto antes la tan demorada como necesaria modificación de la ley nacional de Coparticipación Federal de impuestos".

Comentá la nota