"El mejor anuncio es que va a llover".

Distintas interpretaciones tuvo la oposición con respecto a la reunión que mantuvo el Gobierno con las entidades gremiales del campo.
El presidente del Bloque PRO en Diputados, Federico Pinedo, manifestó que "la propuesta del Gobierno es hacer un Moreno Light, pero lo malo es que en cualquier momento se vuelve a transformar en un Moreno recargado". Por último, eligió la ironía para referirse a las medidas propuestas por el gobierno nacional. "El mejor anuncio que hizo el Gobierno para el campo es que va a llover", sostuvo.

Adrián Pérez, jefe de la bancada de la Coalición Cívica en Diputados, destacó ante Crítica de la Argentina que cree que las medidas respecto de la carne son un avance, pero mantienen los ROE (Registro de Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior de productos agrícolas), que son los mecanismos de la ONCAA para abrir o cerrar las exportaciones. "Mientras se mantenga ese registro, las medidas pueden ser ficticias", opinó. Por otra parte, afirmó que "el gran tema ausente son las retenciones. El Gobierno mantiene su postura de no tocarlas y nosotros creemos que tiene que reducirse".

Por su parte, el diputado nacional Oscar Aguad, de la Unión Cívica Radical, sostuvo que los efectos de la reunión fueron negativos. "De resultados: nada. Han abierto las exportaciones de trigo, pero no hay trigo. Para el campo no significa nada", afirmó.

Pero no todos fueron palos para el Gobierno. El diputado electo de Nuevo Encuentro Martín Sabbatella criticó la negativa de los empresarios agrarios de sumarse al Consejo Económico y Social. "No se deben bastardear los espacios de diálogo democrático. La Mesa de Enlace demuestra cada día que pasa su matriz autoritaria", dijo a este medio. "Nos preocupan los pequeños productores, los trabajadores rurales y las economías de los pueblos del interior. Por eso hay que sostener las retenciones a la soja, porque son una herramienta de redistribución necesaria", finalizó

Comentá la nota