En medio de la crisis, Insfrán afirmó que creará fuentes de trabajo para los desocupados

En lo que constituye un pronunciamiento concreto ante los temores que despierta el impacto de la crisis económico-financiera global el gobernador Gildo Insfrán se comprometió públicamente a mantener la fuente de trabajo de los que ya cuentan con ella y crear ocupación a los que aún están pendientes de conseguirla para poder llevar con dignidad a la mesa familiar el fruto de su esfuerzo.
Convocó a convertir a la equidad en el norte del accionar de las estructuras de gobierno al explicar que, contrariamente al concepto de igualdad, la equidad significa dar más al que menos tiene para corregir las inequidades sociales

Repitió su llamado a la ciudadanía a no dejarse desorientar acerca del verdadero sentido de los comicios del 28 de junio, señalando que lo que menos importa es contar con un diputado más o menos ya que lo que se está discutiendo es que modelo de país es el que se quiere y de que manera la Argentina se va a insertar en el nuevo orden mundial impuesto por la debacle económico-financiera.

"Yo estoy seguro que en esto los formoseños no nos vamos a equivocar y aunque nos sigan subestimando seremos respetuosos de todas nuestras pautas culturales y desde ellas haremos lo propio con las restantes del mundo, respondiendo a ese menoscabo con hechos concretos como ocurre con nuestro estatus sanitario en un momento de conmoción por el dengue", precisó.

En una exposición que discurrió acerca de lineamientos políticos, doctrinarios y hasta filosóficos acerca de la realidad mundial y el posicionamiento de la Argentina a partir de la defensa del modelo humanista y cristiano que impulsa la gestión de su gobierno así como el de la Nación, el mandatario también habló del rédito colectivo en la lucha contra el dengue y tuvo expresiones fuertes para quienes desmerecen el origen cultural y la capacidad de gestión de los formoseños al poner en duda los resultados logrados en el campo de la salud.

Insfrán habló también sobre el valor del programa solidario que reinauguraba al que calificó como una alianza estratégica entre el pueblo y el gobierno que han concebido un proyecto común en cuya construcción existe un compromiso colectivo real, calificando a esta acción como un trabajo de militancia en pos de la Formosa del 2015.

Un cambio real

"Solamente los necios no quieren aceptar que Formosa ha cambiado", reaccionó frente a algunas expresiones críticas.

El mandatario admite sin embargo:"Es cierto…faltan aún más cambios y vamos por ellos".

Habló también de la coyuntura crítica que agobia al mundo por el impacto de la crisis económica y financiera originada en los países capitalistas más poderosos de la tierra así como del modo como se actúa en Formosa para afrontarla: "Nosotros no vamos a quedarnos cruzados de brazos para ver que pasa en este mundo en crisis sino que salimos decididamente a enfrentarla".

Aquí trajo a colación la postura técnica expuesta en un libro sobre el capitalismo y al protagonismo del libre mercado en los destinos de los países del mundo por Alan Greenspan, hasta no hace mucho el jefe de la Reserva Federal de los EEUU, refiriendo que tres capítulos de esa obra fueron dedicados para denostar a Perón.

"Lo cierto es que el capitalismo nos acaba de mostrar su cara más sombría, Greenspan tuvo que reconocer que toda su vida estuvo equivocado y se dio cuenta acerca de la necesidad de la intervención del estado para regular la oferta y la demanda de modo tal de evitar las inequidades", acotó.

Críticos que imitan

"Hoy, los que criticaron a Perón, están haciendo lo mismo y en los EEUU hasta el sistema financiero se ha estatizado", agregó.

"Esto nos debe llenar de orgullo a los formoseños que pregonamos la doctrina humanista y cristiana y en particular a quienes tenemos este pensamiento porque es difícil ser peronista en estos tiempos. Pero es más fácil cuando estamos viendo estas cosas que ocurren que hace 60 años este gran estadista del pueblo y no fabricado por los medios de comunicación social ,como Juan Domingo Perón ya avizoraba estas cosas y por eso lanza esa nueva doctrina, esta nueva forma de ver e interpretar que es la doctrina justicialista de aquí y para el mundo", expresó.

Entiende Insfrán que en la actualidad cobra vigencia su prédica aunque algunos quieran remozar tanto el sistema capitalista como el comunista, algunos con maquillajes y otros hablando del socialismo del siglo XXI.

"Tenemos que hablar de la doctrina justicialista porque esto no es un poco de una cosa y otro poco de lo otro sino una doctrina diferente, distante de ambos extremos", sugirió.

Señaló que esto es lo que se está discutiendo en el mundo para definir un nuevo orden mundial.

"Primero pasamos por la bipolaridad después de la Segunda Guerra Mundial cuando Perón nos decía que lastimosamente que en Yalta se había repartido el mundo. Y fue así y por eso las dos cabezas de los imperios. Cayó primero uno y ahora está precipitándose el otro", historió.

Nuevo orden mundial

Insfrán repasó luego la realidad geopolítica para determinar como se mueven las grandes naciones, es que por si mismas tienen un peso extraordinario tanto por su amplitud territorial como por su cantidad de habitantes como los casos de China, la India, Rusia o Brasil y los EEUU.

"Nosotros para compensar esto y ser parte de ese nuevo orden mundial no nos basta con hablar solamente de los argentinos porque resulta imperioso construir y crear la Unión de Naciones Sudamericanas.

No alcanza con la unión de bienes, servicios y capital si el hombre no es sustentable y esto es lo que estamos diferenciando y lo que está en juego el 28 de junio próximo", expuso.

"Por eso, no vamos a renunciar a nuestras banderas históricas que son la independencia económica, la soberanía política y la justicia social", afirmó.

Compromiso de solidaridad

El gobernador dedicó un buen tramo de su mensaje para tranquilizar a la gente respecto de su destino laboral para afirmar que mantiene su compromiso de actuar con audacia para mantener en sus puestos a los que tienen ingreso y trabajo mientras hará lo imposible para crearlo a favor de los que nada tienen aún, considerando que esta actitud debe representar un compromiso de solidaridad concreto.

"Pensemos en los que no tienen porque los que cuentan con trabajo están en condiciones de seguir aguantando esta situación difícil", exhortó.

Y aquí volvió a referirse a la necesidad de ponderar la equidad al hacer notar que hay quienes ponen su acento en la igualdad que a su criterio no modifica las inequidades que son las que verdaderamente se tienen que corregir.

"Por eso nosotros creemos que la equidad debe convertirse en el norte de nuestro accionar porque equidad es dar más al que menos tiene para corregir las inequidades sociales y si conseguimos hacerlo entonces sí ya podemos pensar en la justicia social que es la igualdad de posibilidades pero en igualdad de condiciones ", avanzó.

Postura de desprecio

Respecto de su propuesta de no responder a las actitudes de subestimación acerca de las realidades culturales propias, dijo que los medios nacionales ponen en duda el estatus sanitario de la provincia con respecto al dengue.

"Dicen que falseamos datos y eso ocurre porque no pueden entender que cuando se publican las infografías sobre el mama de la Argentina Formosa aparece en blanco y esto les molesta. Esto debemos tenerlo en cuento porque significa ver al país desde una posición de desprecio hacia el pueblo, es una forma clasista de ver a nuestros connacionales", se quejó.

De todos modos, Insfrán aseguró que esa postura no lo ofende.

"Ocurre que los que así piensan están guiados por una ideología, son eurocentristas, están mirando qué pasa en Europa para transportarlo acá", explicó para reaccionar con un "lo lamento….nosotros queremos ser nosotros mismos, formoseños, argentinos, latinoamericanos".

El gobernador instó, sin embargo, a aceptar primero el origen mestizo del argentino algo que los habitantes del puerto no aprendieron a entender.

A modo de ejemplo, comentó: "Ellos dicen: mi apellido viene de allá de Francia o de tal lugar de Italia. Nosotros en realidad somos mestizos, formoseños, argentinos y latinoamericanos".

Insfrán al comparar señaló que del mismo modo como imitan lo europeo también pretenden que toda la Argentina actúe y piense como ellos."No lo van a lograr…tienen que respetar nuestros orígenes, nuestras pautas culturales", demandó.

Origen desconocido

En su análisis, revela que desde el puerto observan a la región guaranítica con mucho desprecio sin advertir que los pueblos originarios de esta parte del país tenían como epicentro a Asunción y se extendía 1.500 kilometros a la redonda, al oeste y al oeste.

Comentá la nota