MEDIO AMBIENTE LEVANTO LAS CLAUSURAS PROVISORIAS A DOS INDUSTRIAS ENTRERRIANAS

El secretario de Medio Ambiente, Fernando Raffo, otorgó permisos provisorios para funcionar a dos industrias entrerrianas que habían sido clausuradas y que se comprometieron a cumplir con un plan de mejoras a fin de lograr un funcionamiento ambientalmente sustentable en sus plantas • Se trata de Quimiguay, de Gualeguay, y de Domvil Saica, de Larroque

En el caso de la empresa Quimiguay SRL de Gualeguay, dedicada al tratamiento de residuos peligrosos, se otorgó un permiso para funcionar como resultado de que la empresa cumplió con las pautas acordadas en un convenio suscripto meses atrás con el organismo provincial.

En tanto, el frigorífico de aves Domvil Saica de Larroque, obtuvo un permiso para volver a poner en funcionamiento la planta procesadora de plumas y vísceras, porque la empresa se comprometió a culminar la construcción de sus sistemas de tratamiento de efluentes líquidos y gaseosos antes del 31 de diciembre próximo.

Quimiguay SRL es una empresa que procesa residuos peligrosos, y que obtiene como producto blend fuel, un combustible para calderas que se utiliza en industrias. A fines del año pasado la Secretaría de Medio Ambiente comenzó a realizar controles rutinarios en la firma a través de los cuales se detectaron algunas irregularidades en lo vinculado al proceso interno y al vuelco de efluentes líquidos. Esto generó la aplicación de una multa y una clausura. Luego, en marzo de este año, se firmó un convenio con la empresa que se comprometió a realizar una serie de mejoras en los procesos de producción y tratamiento.

Al mismo momento se produjeron quejas de vecinos a la planta vinculadas a que el agua de algunas bombas tenía olor a combustible. Entonces la Secretaría de Medio Ambiente, para descartar la presencia de pasivos ambientales en las capas subterráneas, ordenó a la empresa un plan de monitoreo que consiste en la toma de muestras en determinados puntos y su posterior análisis. Las muestras ensayadas hasta el momento han arrojado resultados negativos, porque no se han encontrado rastros de hidrocarburos en las freáticas.

En este marco, la Secretaría otorga a la empresa un permiso para funcionar y establece un plan de seguimiento y monitoreo para los próximos doce meses con cargo económico a la empresa. Debe destacarse que es la primera vez que el Estado provincial lleva a cabo una evaluación de pasivos ambientales de estas características.

• El proceso con Domvil

Domvil Saica es un frigorífico de aves ubicado en Larroque que nunca tuvo planta de tratamiento para los de efluentes líquidos y el tratamiento de los efluentes gaseosos generados en la planta de subproductos era insuficiente.

La planta cuenta con dos sectores, uno es el frigorífico avícola donde producen la faena y el enfriado y el otro es la planta de subproductos donde son procesadas las plumas y vísceras para la elaboración de harinas y otros productos.

En enero pasado, la Secretaría firmó con la empresa un convenio donde se le exigía una serie de obligaciones que no fueron cumplidas por la empresa, por lo que se llegó a agosto con plazos vencidos sin ningún cambio. Por tal motivo, se aplicó una clausura al sector de procesamiento de subproductos (plumas y vísceras) de donde se desprenden fuertes olores. Esta clausura generó conflictos entre el personal y la empresa ya que ésta amenazó con suspender empleados y cerrar la planta en su totalidad.

En ese marco, el director del Área de Gestión Región Paraná de la Secretaría de Medio Ambiente, Aníbal Vázquez mantuvo reuniones con el personal de la industria para explicarles la situación e invitarlos a participar en la estrategia de control de la Secretaría, para que cuenten con información precisa y cierta. También participaron de estas instancias de diálogo el intendente municipal, concejales y la gerencia de la empresa.

A partir de allí, se arribó a un acuerdo que fue plasmado en n acta acuerdo firmada el pasado 18 de septiembre por funcionarios de la Secretaría, el gerente de Domvil Saica, el intendente municipal, representantes gremiales y personal de la planta. En el acta se establecen las condiciones y los plazos para que se levante la clausura de la planta de subproductos y para que vuelva a funcionar todo el sistema.

Es decir que se establece que la empresa deberá construir sistemas de tratamiento de efluentes líquidos, el comienzo del llenado de las lagunas de efluentes líquidos, y completar el tratamiento de efluentes gaseosos, antes del 31 de diciembre del presente año. Además, la firma presentó un cronograma de obras con objetivos verificables de las obligaciones asumidas.

Dicha acta fue ratificada el 21 de septiembre pasado por Resolución del Sr. Secretario de Medio Ambiente Ing. Fernando Raffo, que resuelve otorgar un permiso precario para funcionar en virtud de lo acordado previamente. (APF.Digital)

Comentá la nota