Medio ambiente Basura: un ejemplo japonés muy cercano a la utopía

El subsecretario de Planeamiento de la Municipalidad Alejandro Falcó, presentó un informe sobre su reciente viaje de capacitación realizado a Japón, para obtener datos acerca del manejo de los residuos sólidos en ese país.
Al fin y al cabo sólo sirve para saber cuán lejos estamos de una solución a nivel local.

Alejandro Falcó, el hombre clave del municipio local relacionado con las cuestiones medioambientales regresó de Japón, país al que visitó con motivo de realizar una capacitación referida al tratamiento de residuos sólidos y en un informe entregado a la prensa, deja trascender la imposibilidad de aplicar las técnicas antedichas en nuestro medio por distintas características, entre ellas, expresó "la gran cantidad de diferencias históricas, culturales, demográficas, geográficas, económicas, y políticas que existen entre nuestros pueblos".

Amplio informe

El funcionario en un extenso informe acerca de los manejos japoneses en la materia, realiza un pormenorizado detalle de cada una de las tareas, que indudablemente cuenta con un espíritu y conciencia ambientalista superior a la que poseen las naciones, incluida la nuestra, no sólo por cultura y educación sino además por necesidad ante un espacio geográfico delimitado y acotado por la alta demografía.

Destaca que las características culturales del Japón actual, están enmarcada "con leyes y códigos de convivencia sofisticados y estrictos, signados por una actitud de respeto reverencial, un reconocible compromiso e interés de cada ciudadano porque exista un buen funcionamiento colectivo, y fundamentalmente una cultura del trabajo cuasiobsesiva, que le han permitido abordar y resolver grandes problemáticas, como la devastadora situación de la post guerra, o la problemática de los residuos que aquí se trata, o el actual problema que trae estancamiento demográfico".

Lentitud

La cuestión ambiental en nuestro medio, está paralizada al igual que muchas obras, por lo que sin recursos que podrían destinarse a revertir los procesos de contaminación ya asentados, será difícil aplicar cualquier marco teórico ya que la realidad, termina echando por tierra cualquier diseño para el que se requiera gastos.

Serios problemas

Sin embargo el responsable del área municipal, en su extenso informe en el que aborda las diferentes historias de ambas civilizaciones, termina reconociendo que en toda Latinoamérica existen "problemas de contaminación que ponen en peligro nuestra salud, el ambiente, y el propio desarrollo. Con la necesidad y la urgencia de poder gestionar todas nuestras externalidades (Residuos, efluentes, emisiones) en forma sustentable con el ambiente. Contamos con la ventaja de tener ejemplos en otros países que han atravesado el mismo problema", pero para ello vuelve a hacer hincapié en que "deberemos resolver el problema primario de lograr sustentar un financiamiento de los costos que naturalmente implican la Gestión Integral de Residuos, para luego discutir detalles de tecnologías y métodos".

Callejón sin salida

En este punto parece arribar a un callejón sin salida hacia el futuro de la calidad de vida ambiental de los zarateños, pues es bien sabido el desfinanciamiento existente no sólo a nivel comunal sino además, provincial.

Falcó alega entonces que hay "muchas cosas pueden hacerse mientras tanto, como profundizar las tareas de Educación Ambiental, y la promoción de la reducción y racionalización de lo que se genera, la promoción de circuitos de reciclado, los tratamientos in situ como el Compost, segregación en origen", sin embargo regresa al marco teórico inicial, sin soluciones concretas a la problemática.

Falta efectivo

Barre con la posibilidad de lograr cualquier similitud en el desarrollo cuando indica que "mientras que Japón tiene uno de los mejores indicadores de desarrollo y calidad de vida del mundo, con gran capacidad económica y decisión política para afrontar sus ne-cesidades y obligaciones. Argentina se encuentra en incipiente crecimiento y con serias limitaciones presupuestarias para hacerlo, con estados locales y regionales "virtualmente quebrados", y con actores políticos y sociales que no terminamos de conformar una dinámica positiva de funcionamiento colectivo, que nos permita sostener un rumbo "estable" hacia un desarrollo sustentable, independizados de los vaivenes políticos..."

Expresión de deseos

Sin demasiado sustento organizativo, finalmente señala "apropiado y oportuno hacer esfuerzos para realizar proyectos de realización de compost en el hogar, para tratar los restos de alimentos, con métodos muy simples, seguros y de bajísimo costo, reduciendo así a la mitad el residuo que genera cada hogar, y mejorando la reciclabilidad del resto de los residuos que ya no son mezclados con alimenticios".

Dejando abierta la posibilidad de "llevar adelante este proyecto" y conseguir financiamiento para la construcción del Centro de Gestión Integral de RSU para Zárate y Campana", concluye el funcionario.

Comentá la nota