Los médicos irán a la OIT para denunciar al Gobierno

El planteo, que será presentado este mediodía en la oficina que ese organismo internacional tiene en la Capital Federal, acusa al Poder Ejecutivo local de violar la libertad sindical.
El conflicto salarial que protagonizan desde hace ocho semanas los médicos y empleados autoconvocados de la sanidad y el Gobierno provincial ya está nacionalizado y ahora amenaza con instalarse también en el plano internacional.

Una delegación de los profesionales de la salud, integrada por Estela Di Cola, Adriana Bueno y Jorge Ramaccioti, presentará hoy en Buenos Aires un planteo ante la Organización Internacional del Trabajo (OIT), denunciando al Poder Ejecutivo tucumano de violar la libertad sindical.

Concretamente, la finalidad de la demanda es poner en conocimiento de ese organismo la decisión del gobernador José Alperovich de ordenar descuentos de haberes por los días de paro y quites de colaboración y de promover una demanda judicial para que se investigue a los huelguistas por el presunto delito de abandono de persona.

El planteo de los autoconvocados, que se realizará en forma conjunta con la Federación Sindical de Profesionales de la Salud de la República Argentina (FESPROSA), será presentado hoy, a las 13.00, en la oficina de la OIT en la Capital Federal, cita en avenida Córdoba 950.

El titular de la FESPROSA, Jorge Yabkowski y la doctora Bueno, delegada del Hospital de Concepción y miembro de la Mesa de Enlace de los Autoconvocados, serán los encargados de entregar la demanda en la oficina de la OIT.

Según adelantaron, en el planteo, adjuntarán la declaración de ilegalidad de las medidas de fuerza, los comprobantes de los masivos descuentos salariales y la denuncia penal que inició el Gobierno por supuesto abandono de pacientes, como documentación para avalar la denuncia.

En diálogo con EL SIGLO, Yabkowski explicó que "la finalidad de esta demanda es dar a conocer en el plano internacional la actitud persecutoria y antisindical del Gobierno de Tucumán, a partir de medidas inconducentes como son los ilegítimos descuentos de haberes efectuados a los trabajadores y la intimidación judicial a los huelguistas con la infundada denuncia de abandono de persona".

El dirigente consideró que "esos hechos intimidatorios no ayudan a la mediación que lleva adelante el arzobispo Luis Villalba, cuando el diálogo y el entendimiento deben ser los caminos para solucionar el conflicto, sin agresiones ni intimidaciones. Como ya se hizo denuncia en los medios nacionales a ahora queremos llevarlo al plano internacional para que desde la OIT se pida explicaciones al Gobierno de Tucumán", agregó el titular de la FESPROSA.

Agenda en Buenos Aires

Además de formalizar la demanda contra el PE, la delegación de los autoconvocados que se encuentra desde ayer en Buenos Aires tiene previsto visitar distintos medios de prensa nacionales para difundir la grave situación sanitaria que atraviesa la provincia como consecuencia del conflicto.

Para hoy, a las 11.00, los galenos tucumanos tienen prevista una audiencia con la diputada nacional electa Margarita Stolbizer y otros dirigentes de Generación para un Encuentro Nacional (GEN), partido político que integra la Coalición Cívica y el Acuerdo Cívico y Social.

En tanto, esta tarde, Di Cola, Bueno y Ramacciotti se reunirán con representantes de los bloques políticos de centro-izquierda en el Congreso Nacional, entre ellos, los diputados Eduardo Macaluse y Claudio Lozano.

En su primer contacto con los medios nacionales, los autoconvocados tucumanos denunciaron ayer que "el gobierno tiene a la mayoría de los trabajadores en negro, no cumple con la ley de carrera sanitaria, no respeta escalafones horizontales ni verticales. Tiene a los trabajadores de la salud con contratos basura mientras en la publicidad se cansa de pedir al sector privado que blanquee a sus empleados", dispararon.

Como se recordará, el sector exige elevar de 250 a 500 pesos la base utilizada para calcular el básico de la sanidad, la urgente titularización del personal contratado, el pago del 82 por ciento móvil jubilatorio y el beneficio por Insalubridad.

Hasta el momento, el Gobierno de Alperovich sólo ofreció un incremento de 20 pesos en la base de cálculo y el pago del ítem Responsabilidad Médica, que consiste en una suma de 200 pesos, a todos los trabajadores del nivel A (los que cuentan con título universitario).

Esa oferta, presentada durante una reunión encabezada por el Arzobispo, fue rechazada por los trabajadores.

Comentá la nota