Médicos contratados quieren cobrar en término

Los profesionales de la salud contratados de la provincia, nucleados en el Sindicato de Profesionales Universitarios (Siprus) comenzaron ayer un paro total de actividades, sin asistencia a los lugares de trabajo, hasta tanto se haga efectivo el pago de sus salarios, que deberían haber cobrado antes del diez de este mes, según indican los contratos.
Estos trabajadores cobran una remuneración menor que los empleados de planta permanente, pero con igual carga horaria, y sin percibir aportes jubilatorios, ni obra social y están exentos de beneficios como el aguinaldo. Según denunció la dirigente del Siprus María Fernanda Boriotti, la situación se viene repitiendo hace un par de meses, y cada vez llegan más tarde las partidas para los pagos. "Se pasan la pelota entre el Ministerio de Salud y los consejos de administración de los hospitales. Mientras tanto, los trabajadores que ponen el cuerpo todos los días, siguen sin cobrar", dijo la sindicalista. Hoy los contratados intentarán sumar a la medida de fuerza a sus colegas de planta, a quienes irán a pedirles solidaridad.

Según explicó Boriotti, los sueldos no sobrepasan los 2400 pesos mensuales, y los hospitales "no llegan a pagarlos en tiempo y forma como establece el contrato". También detalló que "últimamente, las partidas para esos pagos no llegan hasta después del 18 de cada mes, o sea, más de una semana más tarde de lo que debería ser".

Sólo en el Hospital Provincial "hay 216 personas contratadas en situación de precariedad", de las cuales cien son profesionales y 116, no profesionales. "La partida de dinero para estos trabajadores debe llegar antes de 10 de cada mes. Son alrededor de 600 mil pesos", sostuvo la sindicalista, quien consideró: "Al parecer, son partidas que el gobierno no tiene registradas como pago de salarios, sino que entra en la categoría de insumos o pago a proveedores". Además, agregó que mientras el ministro Miguel Cappiello asegura que "son los consejos de administración los que deben garantizar los pagos", desde los consejos "dicen que la culpa es del Ministerio de Hacienda, que no envía las partidas".

Por eso, el Siprus solicitó ayer una reunión con el ministro Angel Sciara, para solicitarle que "si esto va a pasar todos los meses, al menos se pueda saber previamente la fecha de cobro".

La situación es igual para todos los profesionales contratados de la provincia. "Sólo hay variantes, que dependen del efector", señaló Boriotti, quien aclaró que en el hospital Baigorria "los empleados están acostumbrados a que el sueldo se pague en tres cuotas, y eso no puede ser, no pueden acostumbrarse a cobrar así; porque además, los trabajadores, deben pagar el monotributo".

En tanto, en San Lorenzo, según dijo la gremialista, "hay profesionales que no cobran hace tres meses". Por eso adelantó que "la medida continuará hasta que los pagos se hagan efectivos".

Por otro lado, indicó que ayer tenían prevista una reunión para pedirles a los médicos de planta que se sumaran al paro, en solidaridad con los contratados, que "trabajan a la par de los efectivos". El encuentro, finalmente, "se suspendió" para hoy.

Acerca de las declaraciones del titular de la cartera sanitaria, quien acusó al sindicato de no dar aviso sobre la medida de fuerza, Boriotti reconoció que cuando se llevan adelante los paros, "debe notificarse al ministerio unas 48 horas antes", pero se excusó: "Cuando pasan estas cosas, que son decisiones de un día para otro porque siempre nos están diciendo que el pago es `mañana' y ese mañana nunca llega, uno espera dos o tres días, pero cuando no se cobra, hay que determinar qué hacer, y esto se votó el miércoles". De todos modos, aclaró que ayer por la mañana se entregó la nota de notificación.

La asamblea de anteayer decidió además que si en febrero los médicos contratados no reciben su sueldo antes del 10, el día siguiente comenzarán con el paro. Al reclamo salarial se sumará el pedido de un llamado a discusión paritaria "urgente".

Comentá la nota