La ‘mayor intervención en la economía’ también llegaría al Banco Hipotecario

Los dueños privados no tuvieron contacto con el oficialismo desde el 17 de febrero. Pero hasta en el Central se comenta una próxima estatización o toma de control del Hipotecario
La estatización del Banco Hipotecario, cualquiera sea la fórmula que se utilice para ello, suena cada día más fuerte en la Casa Rosada. “Hace por lo menos dos semanas que se escucha lo mismo. También se comenta que el tema se maneja en el más alto nivel, es decir, está directamente en manos de Néstor Kirchner, ni siquiera interviene (Sergio) Massa”, comentó una fuente de Balcarce 50. La referencia al jefe de Gabinete puede sonar a ninguneo, pero busca comparar la situación con la del 17 de febrero pasado, cuando este funcionario recibió a Elsztain. “Toda una señal de que está por tomarse una decisión final”, agregó el funcionario consultado.

La intención oficial de intervenir la entidad, con la mira puesta en otorgar créditos hipotecarios durante un año electoral, fue anticipada por El Cronista ese martes 17, cuando muy pocos conocían la reunión entre Massa y Elsztain, que finalmente duró algo más de una hora. “En un año electoral, el Gobierno jugará todas las cartas necesarias para masivizar los créditos hipotecarios a la clase media. Desde tasas subsidiadas hasta una virtual intervención del Banco Hipotecario, hoy manejado por sus accionistas privados”, anticipó este diario.

Por ahora, el Gobierno avanzó con la designación del director Diego Bossio –esposo de sindica general adjunta de la Nación, Valeria Loira– allegado a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

La inminente estatización del Hipotecario sonó incluso en el Banco Central, donde algunos funcionarios hablaron de nacionalización. Tanto en sus oídos, como en los de accionistas privados encabezados por Irsa, sonaron fuertes las palabras de la Presidenta en la inauguración del 127º período de sesiones ordinarias del Congreso: “Enviaremos al Congreso todos aquellos instrumentos que permitan intervenir adecuadamente en la economía para preservar el trabajo y la generación de la actividad económica”.

Las actuales autoridades del Hipotecario, cuya cabeza es Eduardo Elsztain, no tienen novedades sobre el futuro del banco desde que este empresario se reunió con Massa. “Hace dos años que Elsztain no se ve con Kirchner, no creo que ahora estén negociando nada”, apuntó una fuente del mercado con acceso a los mencionados. “Aunque justamente por eso, quizás Eduardo se entere el destino del banco por los diarios”, agregó.

Cerca de Elsztain se muestran hasta sorprendidos. “Desde hace por lo menos dos meses tenemos una línea de crédito que responde a gran parte de la demanda insatisfecha. Ni siquiera conocemos la opinión del Gobierno sobre el tema, tampoco si hay intención real de estatizar la entidad. Quizás sean rumores que echa a rodar algún competidor nuestro”, deslizó un funcionario del banco.

En la página web del Hipotecario se ofrece una línea de crédito a 17,63% de costo financiero total, para préstamos que no pueden superar 70% del valor de la propiedad. Una propuesta muy lejana a la que maneja el oficialismo para un electoral 2009: tasas cercanas al 10% (si es sólo un dígito, mejor), hasta $ 200.000 o 300.000 para vivienda única y familiar, por 90% del valor de la propiedad, a pagar hasta en 20 o 25 años. Las cuotas mensuales arrancarían en $ 1.400 pesos, equivalentes al 30% de los ingresos de todo el grupo familiar, lo que permitiría acceder al crédito hipotecario a sectores de la clase media actualmente excluidos.

Hasta se piensa en subsidiar la tasa mediante préstamos de la ANSeS, algo difícil de hacer con el Hipotecario en manos privadas, pero no en una entidad bajo control público. En la actualidad, el Estado tiene 64,46% de las acciones, pero el 35,54% en manos privados posee triple voto, por eso en el directorio manda IRSA. Una situación que cambiaría si el Estado comprara el 4,74 % que tiene el Deutsche Bank, o el 3,70% en manos de otros inversores privados. “Estamos a un paso de tomar el control”, vaticinó un operador kirchnerista.

Comentá la nota