Massei criticó al Ejecutivo y Sapag salió a responder

"Le soltó la mano a la Justicia", dijo el titular del TSJ. El gobernador le reprochó que no le pidiera audiencia.
NEUQUÉN (AN).- La relación cordial entre el Poder Ejecutivo y el Tribunal Superior de Justicia se cortó en seco ayer, cuando el titular de este último, Oscar Massei, dijo que el gobierno de Jorge Sapag no sólo "le soltó la mano", sino que lo presiona económicamente al no cumplir con los acuerdos por los que se otorgó el último aumento salarial. La respuesta del gobernador no se hizo esperar: tras señalar que "hace mucho que el TSJ no me pide una audiencia", advirtió que no iba a discutir con otro Poder del Estado a través de los medios.

Con inocultable malestar, Sapag recordó que los tres poderes "son independientes y autárquicos" (ver recuadro).

"Si hay que plantear conflicto de poderes, lo plantearemos", sostuvo tras conocerse las diferencias entre el presupuesto que Sapag estimó para ese Poder y lo que el TSJ pretende y aprobó en el último acuerdo de vocales para el 2010. No se contuvo en las críticas a quien lo postuló, el año pasado, para recomponer el máximo tribunal de la provincia y le objetó que, para la elaboración del presupuesto, el ministerio de Hacienda reclamó "cosas imposibles". "Tanta es la ridiculez que nos fijan un presupuesto de 300 millones, de los cuales 60 son para la obra y nos quedan 239 millones para alquileres, personal y funcionamiento; cuando este presupuesto que nos mandan es menos de lo que tienen que pagar, según ellos, por licencias en educación", indicó respecto de la diferencia de más de 100 millones de pesos entre presupuesto aprobado por el TSJ y entregado en la Legislatura y el que Sapag estimó, por su cuenta, para los gastos de la Justicia.

Remarcó incluso que Sapag, a través del ministerio de Gobierno, había comprometido apoyo para afrontar los gastos de 2009. Sin ese compromiso, aseguró Massei en declaraciones radiales, el Poder Judicial no hubiera otorgado un aumento de más del 3%, un número que contrasta con el 18% que se otorgó. "El gobernador me dijo personalmente en cuatro oportunidades que no nos iban a soltar la mano. Bueno, no solamente nos soltaron la mano sino que nos soltaron los pies, la cabeza; nos dejaron totalmente colgados porque no nos dieron un peso", se quejó. Agregó además que el panorama de estreches complicaría el pago de los aguinaldos y el de los sueldos de enero.

Massei incluso sembró dudas respecto del uso que el Ejecutivo le dará al crédito del fondo de infraestructura fiduciaria que aprobó la legislatura hace un par de meses y que, solicitado por 140 millones de pesos, en el presupuesto para la Justicia Sapag sólo incluyó 60 millones. "Hay 80 millones que quedaron no sé para qué. Hasta en eso hay una situación conflictiva", detalló.

Comentá la nota