Martínez: "Vamos a ir a votar a favor del federalismo".

El radicalismo analizó los comicios y ratificó que será un proyecto electoral para el 2011.
El flamante diputado nacional electo Julio Martínez brindó ayer una conferencia de prensa en donde dejó sus principales apreciaciones sobre las elecciones del domingo y que le permitieron alzarse con una banca en el Congreso de la Nación.

"Vamos a ir a la Nación a pedir reglas de juego claras, a decir que no todo vale, que hay que cambiar y mejorar muchas cosas", dijo Martínez.

El diputado nacional electo no ahorró críticas para la gestión de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y señaló que la mandataria "tiene que tomar nota de lo que pasó en La Rioja". "Vamos a ir al Congreso para votar a favor de la República y del federalismo. La Presidenta tiene que saber que no va más eso de tener arrodillados a los gobernadores. Debe cambiar su forma de gobernar porque hoy somos mayoría quienes no pensamos como los Kirchner", añadió.

Sobre la conquista de una diputación nacional y de los cargos obtenidos tanto en la Legislatura Provincial como en el Concejo Deliberante, Martínez consideró que los resultados positivos implican "una construcción para las elecciones que habrá en el país en el 2011".

En tanto, Guillermo Galván -diputado provincial electo- calificó de "histórica" la elección lograda por el radicalismo. "Acá la que ha ganado es la gente. La gente ha votado por un cambio. Ha sido histórico ganarle a candidatos como ‘Pocho’ Brizuela, Jorge Basso o a los candidatos del quintelismo. Acá ha ganado el cambio y el hastío de la gente", insistió.

Galván adelantó algunas de las principales acciones sobre las que se pondrá a trabajar el Frente Cívico y Social desde esta misma semana.

En este sentido, indicó que hoy recorrerán el Hospital Vera Barros para ver en qué condiciones se halla ese centro de salud para enfrentar los eventuales casos de gripe A.

También informó que el jueves se reunirán en el auditorio Marta Mera con trabajadores contratados del Estado. "Hay más de nueve mil trabajadores contratados. Es gente que trabaja a la par de los empleados de planta y que no tienen aportes ni obra social. Vamos a sancionar una ley para darle estabilidad laboral a estos trabajadores", adelantó.

La sorpresa

Una de las sorpresas que arrojó la jornada electoral del domingo fue que, junto con Guillermo Galván, el Frente Cívico y Social también consiguió llevar a Judith Díaz Bazán como diputada provincial.

Las dos bancas en la Legislatura Provincial por la Capital conseguidas por el radicalismo fueron una verdadera sorpresa, incluso para la propia candidata.

"Tomamos estos resultados con mucha alegría y con sorpresa. Trabajamos durante la campaña con muchas ganas y lo hicimos sin recursos, sin nada para entregar y por suerte la gente nos acompañó", dijo Díaz Bazán.

La diputada provincial electa por el radicalismo admitió que las expectativas estaban cifradas sólo en Galván y que no esperaban conquistar una segunda banca. "Ya era un triunfo que Galván entrase a la Legislatura y era impensado acceder a una segunda banca", reconoció.

Díaz Bazán adelantó que sus principales proyectos cuando ingrese a la Legislatura estarán focalizados en la estabilidad laboral de los trabajadores y en lograr mejoras en Salud Pública.

Comentá la nota